Aldi vende una almohadilla calefactable eléctrica para aliviar los dolores de espalda y de cuello

Una forma sencilla, rápida y económica para relajarse

nueva tienda Aldi

La novedad de Aldi para la dieta de enero es una báscula inteligente que por 14,99 euros te mide como si fueras deportista.

El frío trae numerosos problemas para las articulaciones. Una de las partes del cuerpo más afectadas son el cuello y la espalda. El invierno no es precisamente la mejor época para los huesos, porque, con la humedad, aumenta la presión intraarticular de las articulaciones y se incrementa la percepción de dolor en los huesos.

Así que no de los mejores remedios naturales es poner calor a estas partes que suelen sufrir contracturas fruto de lesiones, accidentes, o situaciones similares. Antaño era muy popular, y aunque hoy también, algo menos, las bolsas de agua caliente para aliviar el dolor y aumentar el bienestar. Bastaba con meterlas al microondas, calentarlas, y ponerlas durante un rato en la zona afectada.

La almohadilla calefactable de Aldi al mejor precio

Si hace unos días os hablábamos del calienta pies de Aldi, hoy os traemos otro invento de la tienda alemana para aliviar los dolores de espalda (porque el calor es siempre bueno) y también para aquellas personas que tengan frío en casa… Una almohadilla eléctrica de Aldi.

La almohadilla calefactable de Aldi para este invierno
Almohadilla eléctrica Aldi

Es ideal para la espalda, hombros y nuca. De hecho tiene una forma de collarín con una tela que baja hasta la espalda, con cinturón y botones para un mejor ajuste, y un mando regulable con temporizador y 9 niveles de temperatura.

La opción más sencilla y caliente para el invierno que trae Aldi

Además tiene un sistema de autoapagado después de 90 minutos, por si te quedas dormido con ella puesta, para proteger del sobrecalentamiento y que se apaga de forma automáticamente.

La almohadilla calefactable de Aldi para este invierno
Almohadilla eléctrica Aldi

Lo encontramos en dos colores: blanco y gris con estrellas. Además, su precio es muy accesible: tan solo 19,99 euros: conectarlo a la corriente eléctrica y disfrutar de calor de una manera sencilla, rápida y económica que no influirá demasiado en la factura de la luz al ser de bajo consumo.

John Fernández