Trabajadores de Lidl en la presentación de su línea de moda. ED

Amenaza de huelga navideña en Lidl

stop

La plantilla anuncia movilizaciones en diciembre y no descarta convocar huelga en plenas fechas navideñas

Madrid, 28 de noviembre de 2017 (04:55 CET)

La plantilla de los supermercados Lidl está en pie de guerra. Los 12.500 trabajadores de la cadena podrían secundar una huelga en diciembre si la empresa no atiende sus reivindicaciones laborales.

Los trabajadores se han enfrentado a la cúpula de la empresa por la falta de conciliación laboral. La plantilla asegura que las tiendas incumplen el compromiso de informar a los trabajadores sobre los horarios y turnos con suficiente antelación.

Los sindicatos acusan a Lidl de trabajar de forma desorganizada y de trasladar a los trabajadores las constantes reestructuraciones horarias a los que la compañía se ve obligada por tener una plantilla ajustada, según explican los sindicatos.

“La empresa tiene que informar con una semana de antelación los horarios y turnos del mes siguiente, pero eso se incumple constantemente. Incluso hay trabajadores que asisten a sus puestos de trabajo y son informados el mismo día que sus horarios han sido modificados”, explica Isabel García, representante de Comisiones Obreras en Lidl.

Los sindicatos aseguran que las imposiciones de productividad elaboradas desde Alemania desajustan de forma constante los calendarios de trabajo. Y los trabajadores, el eslabón más débil de la cadena, paga los platos rotos.

Lidl ha explicado a este diario que buscará el diálogo con la plantilla, algo que, según la empresa, siempre ha intentado desde que unificó los 52 convenios provinciales en un solo convenio nacional en 2016.

La plantilla no ha puesto sobre la mesa mejoras salariales, ya que el convenio se firmó en 2016 y estará vigente hasta 2020. Los sindicatos harán concentraciones el próximo 4 de diciembre frente a algunas tiendas de la cadena y si la empresa no corrige la situación, convocarán una huelga el próximo mes, según han declarado los representantes de Comisiones Obreras.

Lidl presume de sueldos

Lidl saca pecho de las buenas condiciones laborales y altos sueldos que paga a los trabajadores desde la firma del convenio colectivo en 2016.

La compañía paga unos 1.110 euros netos mensuales a los trabajadores que menos cobran en sus tiendas. Amalia Santallusia, directora de Recursos Humanos de Lidl, explicó el año pasado que el convenio colectivo de su empresa es "el mejor del sector", a pesar de que los sueldos de Mercadona son mucho más elevados en las categorías con más experiencia entre los trabajadores de tienda. 

Mercadona paga hasta 1.429 euros al mes para los empleados con más de cuatro años de antigüedad. Es el salario más alto de todo el sector.

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad