Amper mendiga dinero para sobrevivir

stop

Tras fracasar el acuerdo con Renta 4, la tecnológica repite la jugada con la gestora Auriga para la conversión en acciones por un máximo de cuatro millones

Sede de Amper, en el Parque Empresarial Ciudad de la Imagen, en Pozuelo de Alarcón (Madrid)

Madrid, 14 de julio de 2016 (01:00 CET)

Falla una, pues a por otra. En esa dinámica de pedir líneas de capital, casi cada mes, anda metida Amper, la empresa tecnológica presidida por Jaime Espinosa de los Monteros, de cara a financiar su alicaído capital circulante.

Una semana después de dar por finalizado el acuerdo con Renta 4, la tecnológica vuelve a buscar en el mercado nuevos socios que aporten el capital que necesita. A rey muerto, rey puesto. En esta ocasión, ha llamado a las puertas de Auriga, la sociedad gestora de inversiones fundada por el empresario castellonense Enrique Martinavarro.

Nuevo contrato de financiación

El contrato de financiación de Amper con Auriga, o con alguna de sus sociedades dependientes –Alternative Financing Estructuración y Originación o cualquier otra–, contempla la conversión en acciones de la tecnológica por un máximo de 4 millones de euros, tomando como referencia un precio de 0,07 euros por título.

El nuevo movimiento financiero llega una semana después de que Amper, a la vista del fiasco acaecido, determinara zanjar el contrato de línea de capital que había firmado con Renta 4 el pasado día 9 de junio.

Renta 4 solo suscribió la mitad de lo previsto

Una equity line por la que Amper buscaba que esta sociedad, mediante uno o varios aumentos de capital, suscribiera un máximo de 2 millones de euros, hasta 19,5 millones de acciones, equivalente al 2,79% del capital de Amper.

Al final, tras negociar con los títulos que el propio presidente de Amper, Jaime Espinosa de los Monteros, había prestado a Renta 4, esta gestora solo fue capaz de suscribir un aumento de capital por 838.787 euros, mediante la emisión y puesta en circulación de 10 millones de nuevas acciones, por un nominal de 0,05 y una prima de 0,033 euros, para un total de casi 0,084 euros por acción como precio de emisión.

A todas luces insuficiente para cubrir las expectativas que Amper había depositado en esta operación, y que llevaron a la empresa tecnológica a zanjar el contrato con Renta 4 y a valorar "la instrumentación de otras oportunidades de financiación", las que ahora ha logrado de la mano de Auriga.

Nuevo conversión de deuda de BNP Paribas

La de Renta 4 no es la única ampliación de capital ejecutada por Amper en los últimos días. En virtud del contrato de refinanciación firmado con sus acreedores, uno de ellos –BNP Paribas– ha solicitado la conversión de deuda en acciones por un importe de 2,22 millones de euros, lo que obliga a crear 3,71 millones de nuevas acciones.

Una ampliación más. La segunda desde que, en septiembre de 2015, el juez homologara el acuerdo de refinanciación sobre 120 millones de euros, de los que 30 se mantuvieron como préstamo garantizado y los 90 millones restantes destinados a convertirse en acciones a solicitud de los acreedores.

La anterior ampliación por compensación de créditos se ejecutó el pasado mes de febrero por un importe de 27,72 millones de euros, siendo los solicitantes la propia entidad financiera francesa y, también, Fore Multi Strategy, el fondo estadounidense que, además de acreedor, es también el máximo accionista de Amper, con el 9,77% de su capital.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad