Bodegas vascas urden una secreta rebelión para independizarse de la DO Rioja

stop

Un grupo de productores defiende una nueva denominación de origen: Viñedos de Álava

Un agricultor trabaja en los viñedos junto a la bodega Ysios.

Madrid , 17 de agosto de 2016 (17:23 CET)

Un grupo de productores vitivinícolas alaveses ha puesto en marcha un plan para desconectarse de la denominación de origen con la que hasta ahora se han presentado en el mercado internacional.  

Unas 40 bodegas vascas, concretamente de la provincia de Álava, quieren abandonar la denominación de origen de la Rioja para adoptar una nueva Denominación de Origen Protegida: Viñedos de Álava, según han explicado promotores de la iniciativa.  

Los productores han contratado una empresa especializada para justificar las diferencias de la uva y de la producción y han remitido al Gobierno vasco un proyecto para tramitar la nueva denominación.  

Pertenencia excluyente  

Miembros de la Asociación de Bodegas de la Rioja Alavesa (ABRA) y algunos alcaldes se reunieron a principios de agosto para acordar los criterios con los que fundar la nueva denominación de origen.  

Entre las condiciones acordadas inicialmente se ha establecido que la pertenencia a la nueva denominación será incompatible con la segunda, por lo cual, los productores deberán decidir entra la tradicional y conocida internacionalmente (Rioja) o la nueva.  

Motivaciones ocultas  

Los impulsores de la nueva denominación de origen no han hecho públicos los nombres de las supuestas 40 bodegas que apoyan el proyecto y también quieren guardar en secreto las razones para la creación de una nueva denominación de origen. No han dejado claro si el nuevo sello tiene garantizado un incentivo económico por parte del gobierno autonómico vasco.  

Fuentes conocedoras de la industria explican que los empresarios partidarios de esta escisión de La Rioja rigen pequeñas y medianas empresas. Los grandes productores seguirían apostando por mantenerse con un sello ya conocido en los mercados internacionales.  

Si el gobierno autonómico vasco decide impulsar la medida, el proyecto también será remitido al gobierno español antes de enviarlo a la Unión Europea, de acuerdo con los planes de los impulsores.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad