Vista de la fachada de la empresa Cacaolat de Barcelona. EFE

Cacaolat renuncia a sus raíces con su nuevo batido

stop

Cacaolat se prepara para lanzar una nueva bebida vegana sin leche

Madrid, 31 de agosto de 2017 (05:55 CET)

Cacaolat ultima los detalles para lanzar al mercado su primer batido sin leche. La marca fue gestionada por empresas lecheras durante 80 años, desde su creación en 1931 hasta la venta a Damm y la embotelladora de Coca-Cola. Ahora, Cacaolat deja de ser el batido “nutritivo y delicioso” que se promociona en los anuncios de los años setenta y ochenta en las televisiones españolas para convertirse, al menos en una de sus versiones, en una bebida “veggie”.

La moda vegana a arrastrado a Cacaolat a renunciar a sus esencias. Atrás quedaron los años de Letona, la empresa lechera catalana que industrializó la primera bebida achocolatada del mundo. Los anuncios en los que cantaba Sergio Dalma en los veranos de los noventa ahora son sustituidos por marcas más acordes con los nuevos tiempos veganos.

Cacaolat ha registrado la marca “Cacaolat Veggie” en el registro de marcas el 29 de junio pasado. Con el nuevo producto, la compañía prescindirá de su tradicional ingrediente, la leche de vaca, para crear un nuevo batido a base de leche vegetal.

Este diario se ha puesto en contacto con la compañía para conocer los detalles del lanzamiento pero no ha recibido respuesta. Es una incógnita si el nuevo producto contendrá leche de soja o de almendras.

Los últimos inventos de Cacaolat

Cacaolat no ha dejado de sorprender con nuevos productos desde su última venta. Fabricada en Santa Coloma de Gramenet (Barcelona), la empresa inventó el Cacaolat 0%, una bebida sin azúcar y que utiliza estevia como edulcorante natural. Después ideó Cacaolat Upp, una versión dirigida al público infantil pero con los mismos ingredientes que la versión tradicional.

El año pasado lanzó Cacaolat Mocca, con café, y recientemente encargó al maestro chocolatero Oriol Balaguer el lanzamiento de un producto que dio como resultado Cacaolat Noir.

Ahora prepara en secreto el nuevo batido pero todavía no ha desvelado la fecha en que podría salir a la venta. La iniciativa coincide después de que la empresa lograra su primer año con beneficios después de la venta de Nueva Rumasa a los actuales dueños a finales de 2011. Cacaolat el año pasado una facturación de más de 54 millones de euros y un crecimiento del 10%.

La estrategia parece dar resultado. Las novedades funcionan, según asegura el equipo directivo. Pero la tradición se impone y en el registro de la nueva marca “Veggie” la empresa eligió la categoría de “leche y productos lácteos”.  

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad