Chivatazo premiado: Competencia multa con 41 millones a 95 concesionarias y exime a SEAT

stop

EL PROGRAMA DE CLEMENCIA SURTE EFECTO

F. Tomé y Jarmauto reciben millonarias saciones por pactar precios

desde Madrid, 08 de junio de 2015 (20:49 CET)

Todo un aviso a navegantes el que ha dado la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) con el cierre salomónico al expediente abierto en relación contra 107 concesionarias, por el pacto ilegal de precios en la venta de vehículos Volkswagen Audi y SEAT.

La decisión tomada viene a decir que la colaboración con el regulador en la investigación de actividades delictivas tiene premio. No pagar la sanción impuesta. La que si tendrán que hacer efectiva, por un monto de 41 millones, 95 concesionarios independientes, dos asociaciones sectoriales y dos empresas de consultoría. La mayor de la historia para este sector.

Delito de cártel

SEAT lo acaba de comprobar. A pesar ser la propia empresa automovilística la que indujo, tanto a sus concesionarias oficiales como a las independientes que vendían estas marcas, a realizar prácticas anticompetitivas constitutivas de un delito de cártel, por pactar precios y por intercambiar información comercial sensible, ha visto cómo Competencia le exime de pagar los casi 13 millones de euros con los que había sido sancionada la propia SEAT (con 670.466 euros) y otras diez de sus filiales.

"Se exime del pago de la sanción que les correspondería por su participación en la conducta infractora tanto a Seat, por su condición de solicitante de clemencia, como  a once de sus filiales, al haber aportado elementos de prueba suficientes durante la investigación que han posibilitado a la CNMC la detección del cártel", argumenta el regulador.

Ocultación y secretismo

La CNMC, en su veredicto, deja acreditado que las empresas adoptaron sus acuerdos con manifiesta ocultación y secretismo, valiéndose de mecanismos específicos de seguimiento del cumplimiento de los acuerdos e, incluso en algunos supuestos, de instrumentos de sanción para los incumplimientos. ANT, una de las consultoras sancionadas, recaudaba las multas y su importe contribuía a pagar sus propios servicios.

La duración acreditada de los cárteles varía dependiendo de las zonas, remontándose en los supuestos más extensos al año 2006 y prolongándose hasta junio de 2013. En las inspecciones llevadas a cabo por la CNMC, con la colaboración de SEAT, se han obtenido correos electrónicos y anotaciones manuscritas de las empresas que prueban las conductas ilícitas, a lo que se añade  la información proporcionada por las compañías en los requerimientos de información efectuados.

Sin beneficio para los compradores

Dentro de los acuerdos de un cártel, la fijación de precios es considerada especialmente grave porque suprime la competencia entre empresas e impide a los usuarios beneficiarse de los mejores precios y condiciones. 

A juicio de la CNMC, las dos consultoras (ANT y Horwath) y la dos asociaciones (Ancosat y Acevas), no fueron meros asistentes o colaboradores pasivos del cártel, sino instrumentos clave para el intercambio de información, induciendo y proponiendo medidas de estabilización a sabiendas de su ilegalidad. 

Millonarias sanciones

Entre las concesionarias sancionadas figuran Jarmauto, F.Tomé, Mogauto, Sarsa Vallés, Sealco Motor y Superwagen. La mayor de la sanciones, por 2,87 millones de euros, ha sido impuesta a la concesionaria madrileña F. Tomé, dirigida por Fernando Tomé Asenjo. Las también madrileñas Jarmauto y Sealco deberán pagar 1,8 y 1,36 millones de euros, respectivamente.

Mientras, en Barcelona, Mogauto y Sarsa Vallés han sido multadas, en ambos casos, con 1,27 millones de euros. Mogauto está dirigida por Rosa María García Moreta, mientras que Marfina, la sociedad de gestión financiera de los hermanos Martí Escursell, actúa de socio único de la concesionaria Sarsa Vallés.

Y se pueden dar con un canto en los dientes, ya que la CNMC ha sido benevolente. Normalmente, las multas se cuantifican en función de la facturación de la empresa, entre el 2% y el 10%. En este caso, el margen de las sanciones varía entre el 0,5% y el 2,5%. No obstante, las consecuencias laborales serán importantes. Faconauto, la patronal de concesionarios de automóviles, eleva ya muy por encima de los 100.000 los trabajadores afectados, directa e indirectamente.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad