El inversor ruso de DIA, Mikhail Fridman, ve como los bajistas intensifican su acoso a la cadena de supermercados. Imagen: Letterone

Cuatro fondos afilan los cuchillos en DIA

stop

Citadel, AQR Capital, Capital Fund Management y WorldQuant desafían los rumores de opa sobre DIA y suben sus apuestas a corto

Xavier Alegret

Economía Digital

El inversor ruso de DIA, Mikhail Fridman, ve como los bajistas intensifican su acoso a la cadena de supermercados. Imagen: Letterone

Barcelona, 21 de agosto de 2018 (04:55 CET)

La cadena de supermercados DIA sufrió a principios de agosto un repunte de exposición a los inversores bajistas. Los datos de la CNMV, actualizados este lunes, indican que el 20,85% de sus acciones están en manos de estos fondos, que ganan si la acción baja. Son 2,2 puntos más que a inicios de mes, y la mayor cifra desde noviembre de 2017.

Tres fondos estadounidenses y uno francés han protagonizado este repunte y han incrementado sus posiciones a corto en DIA desde principios de mes. No creen los rumores de opa sobre la cadena de supermercados, que eventualmente dispararía el precio, y apuestan a la baja.

DIA vuelve a tener el 20% de sus acciones en posiciones cortas, barrera que no superaba desde noviembre

El fondo más importante de los que cree que la cadena de supermercados que dirige Ricardo Currás no ha descendido todavía a los infiernos es Citadel. La entidad fundada por el multimillonario Kenneth Griffin en Chicago apuesta en corto en DIA a través de, al menos, tres vehículos.

Citadel Europe, el más importante, tenía el 15 de agosto el 1,38%, algo menos que un día antes pero más que a principios de mes. Además, su bajada de los últimos días la compensó subiendo en sus otros dos fondos. En total, roza el 3% de DIA, una décima más que cuando arrancó agosto.

Cuatro ex Goldman Sachs, contra DIA

El segundo que más apuesta a que la cadena de supermercados caerá en bolsa es AQR Capital Management. Y eso que ha perdido más de la mitad de su valor en lo que llevamos de año. Este fondo ha ido subiendo con pequeñas apuestas desde el 1,12% hasta el 2,02% en 15 días. Y en junio a penas tenía en 0,5%.

AQR Capital Management es un fondo de Greenwich, en el estado norteamericano de Connecticut, fundado hace 20 años por cuatro exejecutivos de Goldman Sachs: Clifford Asness, David Kabiller, John Liew y Robert Krail.

Otro dos fondos de menor tamaño suman el 1,8%. Son Capital Fund y WorldQuant. El primero, que como AQR, tiene la sede en Greenwich, tiene el 1% después de subir una décima en lo que va de agosto, aunque anteriormente –antes de los rumores de opa– llegó a superar el punto porcentual.

El francés WorldQuant tenía desde hace meses alrededor de medio punto, pero este verano fue aumentando. El 14 de agosto tenía el 0,8%.

250 millones apostados a corto contra DIA

Estos fondos son los que más se están moviendo este mes, y está siendo para acumular más acciones a corto. Con unos 250 millones de euros apostados a que DIA bajará, están afilando los cuchillos preparándose para nuevos mínimos. Tras tocar suelo a 1,84 euros por acción, la cadena de supermercados se situaba por encima de los 2 euros este lunes.

DIA repuntó a finales de julio por los rumores de compra por parte de Amazon, opción que el mercado demostró, a los pocos días, no creerse. La presencia de más bajistas es una evidencia de ello, pero la mayor prueba es que después del rebote de más del 10%, se hundió de nuevo a mínimos históricos.

El mercado no cree los rumores de opa de Amazon sobre DIA, pero el ruso Fridman sí se está moviendo

Quien sí que parece estar estudiando seriamente la opa el Mikhail Fridman, cuya empresa, Letterone, controla el 25% de DIA. Pero el magnate ruso está interesado en que la acción esté lo más baja posible para que la compra le salga barata. Los mínimos que ha marcado hasta ahora en bolsa no han sido suficientes para que haya dado el paso, por lo que el mercado espera más bajadas.

Además, los inversores no están muy animados con los resultados de la compañía. En el primer semestre, presentó una caída del beneficio del 88%. Los directivos de la empresa culparon de la mala evolución del negocio en todo el mundo a factores externos y prometieron un segundo semestre mejor. Sorprendentemente, rebotó en bolsa, pero la alegría duró pocos días.

Hemeroteca

DIA
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad