Endesa e Iberdrola batallarán contra el impuesto a las nucleares en Catalunya

stop

Mas-Colell ultima la implementación de la nueva tasa, con la que pretende ingresar hasta 45 millones de euros

El presidente de Endesa, Borja Prado, y el de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, en Ascó | ED

14 de noviembre de 2013 (21:13 CET)

El Govern de Artur Mas (CiU) aún no ha implementado la tasa que gravará la generación nuclear anunciada en el proyecto presupuestario de 2014, pero el sector está en pie de guerra. El nuevo impuesto ha caído como una jarra de agua fría en las cúpulas de unas empresas cuyos beneficios han caído por cambios legislativos que no esperaban y han modificado las reglas de juego.

Endesa e Iberdrola son las dos compañías que operan centrales nucleares en Catalunya. Ya han dejado clara su postura ante el Ejecutivo autonómico: batallarán. Ambas están dispuestas a presentar recursos ante los tribunales que sean necesarios para evitar que la Generalitat ingrese el nuevo gravamen, aseguran fuentes empresariales.

Empresas afectadas

Endesa es la empresa más perjudicada por el impuesto. Es el único operador de la central de Ascó I (Tarragona), con una potencia de 1.032,50 megavatios. También tiene una participación mayoritaria en la planta gemela de esa zona, Ascó II (1.027,21 megavatios) y controla el 72% del accionariado de Vandellós II (L'Hospitalet de l'Infant, Tarragona). Esta última, es una de las plantas con más potencia de España, con 1.087,17 megavatios.

Iberdrola es el socio minoritario del grupo presidido por Borja Prado en dos de estos centros. Tiene el 28% de Vandellós II y el 15% de Ascó II.

Ambas empresas plantean litigar tanto juntas como a título individual, aseguran los mismos interlocutores.

Litigios anteriores

No es la primera ocasión que los productores de energía nuclear en España plantan cara a una regulación. Denunciaron a título individual y de forma colectiva a través de la patronal del sector, la Asociación Española de la Industria Energética (Unesa), el impuesto sobre el valor de la producción y el almacenamiento de residuos radioactivos impuesto por el ministro de Industria, José Manuel Soria (PP).

Los litigios se presentaron ante la Audiencia Nacional. Por el momento, no han sido admitidos a trámite, reconocen los afectados.

Presupuestos de 2014

El responsable económico de la Generalitat, Andreu Mas-Colell, aseguró en la presentación del proyecto presupuestario catalán de 2014 que tienen que subir impuestos para evitar otro descalabro en las finanzas públicas catalanas. Ya ha fiado el ingreso de 2.318 millones de euros a la venta de activos de la Generalitat, como edificios o participaciones empresariales. Para cumplir con la estimación económica sin aplicar nuevos recortes, está obligado a subir y crear impuestos.

La tasa nuclear es la más importante de los tres nuevos peajes medioambientales. Mas-Colell espera ingresar hasta 45 millones de euros de Endesa e Iberdrola. Además, ultima un gravamen por la contaminación de aviones (hasta 3,6 millones de euros) y uno a las emisiones de gases en la industria por la que prevé ingresar 2,76 millones más.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad