Gay de Montellà corta las alas a los planes de expansión de Cecot

stop

La dirección de Foment del Treball presentará el lunes a la junta unas normas de funcionamiento que obligan a las territoriales a pedir permiso para salirse de su ámbito de actuación e interactuar con las administraciones

El presidente de Foment del Treball, Joaquim Gay de Montellà / EFE

Barcelona, 05 de marzo de 2016 (01:00 CET)

La principal patronal catalana, Foment del Treball, encargó el pasado mes de octubre a su comisión de régimen interno que investigara las actuaciones de la patronal de Terrassa Cecot, por, supuestamente, salirse de su ámbito territorial, lo que "violentaba los estatutos de la organización", como avanzó Economía Digital.
   
La comisión de régimen interno, que preside el veterano Josep Manuel Basáñez, se lo tomó con calma y todavía no ha presentado sus conclusiones a la junta directiva. Pero lo que sí llegará a la junta el lunes 7 de marzo, en su reunión mensual, será un documento que fija normas de comportamiento de las territoriales y que ata en corto sus actuaciones.    

Todo pasa por la gran patronal    

Bajo el título Normas de funcionamiento de la confederación en el ámbito territorial, el documento consta de siete puntos en los que se fijan cómo deberán proceder los asociados a Foment en el ámbito territorial y en sus contactos con las administraciones.    

El documento, al que ha tenido acceso Economía Digital, deja claro que todos los asociados deben cumplir el reglamento de régimen interno en cuanto al ámbito territorial y sectorial y, en su tercer punto, la patronal que preside Joaquim Gay de Montellà se adjudica "la exclusiva representación de todos sus afiliados ante la Generalitat y el Estado en asuntos de ámbito catalán". En el ámbito español, también es Foment quien ejerce la representación, a través de la CEOE.    

Pedir permiso a Foment    

Pero la limitación no se queda aquí. En el punto número cinco, la organización plantea que si alguna territorial quiere llevar a cabo alguna iniciativa en el ámbito catalán, deberá plantearlo a los órganos asesores y directivos de Foment. Si la gran patronal no asume la propuesta pero no pone inconveniente, entonces la territorial podrá llevar a cabo la iniciativa. Y lo mismo en el ámbito español, aunque pasando por la CEOE.  
 
Es decir, que tendrá que pedir permiso para llevar a cabo actuaciones fuera de su ámbito de actuación estricto o para ponerse en contacto con las administraciones. Además, todo contacto con la CEOE tendrá que pasar por Foment, que podrá asumir la reivindicación como propia o simplemente dar el visto bueno.      

Sin alusiones, pero sin dudas    

El texto no cita ninguna organización, ya que es un documento que se incorporará a la normativa de la patronal, pero fuentes empresariales han valorado que es una clara respuesta a las actuaciones de Cecot.    

La patronal que preside Antoni Abad se ha expandido más allá del Vallès, lo que ha molestado a otros socios de Foment, y ha mostrado más sintonía con el Govern que Gay de Montellà. Por ejemplo, ha celebrado sus dos últimas Nits de l'Empresari, su fiesta anual, en Barcelona y con la presencia de Artur Mas, entonces presidente de la Generalitat.    

A la junta del lunes    

Fuentes empresariales han explicado que el documento no viene de la comisión de régimen interno sino directamente de la secretaría general de la organización, que ocupa Joan Pujol. Aunque los documentos oficiales suelen necesitar la aprobación de la junta directiva, fuentes cercanas a Foment han dicho que este documento ya ha sido consensuado y sólo se presentará en la junta, algo que otras fuentes han dudado.  

En el orden del día de la junta del lunes, el tema está en el punto seis como "asuntos varios" y no especifica si se votará, se debatirá o simplemente se presentará. "Funcionamiento de Foment como confederación en el ámbito territorial", dice el orden del día.

El presidente de Cecot, Antoni Abad, está en la junta directiva y es de los que no suele perderse la cita. Si acude, puede volver a producirse otro choque con Gay de Montellà, aunque el líder patronal del Vallès se ha mostrado conciliador en sus últimas declaraciones públicas, apostando por la unidad empresarial.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad