Grifols y Gas Natural, las que más gastan en 'lobbies' estadounidenses

stop

RÉCORD DE CONTRIBUCIONES

Autor infografía: Carlos Salgado.

01 de julio de 2012 (13:46 CET)

El grupo farmacéutico catalán Grifols ha sido la empresa española que más dinero ha pagado a la actividad lobista de Estados Unidos en el año pasado. La compañía que preside Victor Grifols ha destinado casi 1,5 millones de dólares durante el ejercicio de 2011. La firma catalana especializada en el tratamiento de hemoderivados obtuvo un gran rendimiento a cambio ya que compró en junio de ese mismo año la planta de producción de Clayton, en Carolina del Norte. La compañía tiene otros dos centros productivos, en Nueva York y California.

A la hora de realizar lobby, las compañías pueden optar por varias maneras, a través de ellas mismas o contratando los servicios de firmas profesionales, como consultoras o despachos de abogados. Grifols lo hace de ambas maneras, pero la mayor parte del dinero lo destina al bufete de abogados Sidley Austin. En lo que va de 2012, que solo cuenta los pagos realizados en el primer trimestre del año, Grifols sigue siendo la que más dinero invierte. Hasta ahora lleva 460.000 dólares.

Gran acuerdo con Cheniere

El caso de Gas Natural, que prácticamente no había manejado esta actividad hasta el año pasado, destinó un millón de dólares a través de la firma Barbour Griffith & Rogers. El pago lo realizó en dos ingresos y a mitad de año dejó de aprovechar la influencia de los lobbies.

Justo en el otoño de 2011, Gas Natural consiguió su mayor contrato de aprovisionamiento de gas natural licuado (GNL) con la firma estadounidense Cheniere. La gasista norteamericana venderá a Gas Natural cantidades sustanciales de gas GNL. El contrato, que tiene una duración inicial de 20 años y equivaldría al 15% del consumo del mercado español.

El sector energético

De los 3.300 millones de dólares que se destinaron a lobbies en EEUU durante el año pasado, más de 500 los realizaron empresas del sector farmacéutico y de salud. Otros sectores económicos importantes son el financiero y el energético, que realizaron pagos por 477 millones y 394 millones respectivamente.

Este último es el de mayor representación española. Aparte de Gas Natural Fenosa, otras empresas con intereses en EEUU como Iberdrola Renovables, Abengoa, Gamesa, Repsol y Acciona Energy han utilizado este método de influencia para mejorar sus negocios en la primera economía mundial.

Una potencia renovable

Iberdrola Renovables es la compañía española con mayor negocio en EEUU. Lleva varios años en este mercado donde es la segunda mayor compañía en la producción energética eólica. EEUU ha cerrado el grifo de las ayudas a la construcción de los parques eólicos y la mayor parte de los esfuerzos han ido destinados a la reposición de la política fiscal anterior con la que crearon su imperio eólico. En total, la filial de Iberdrola destinó 637.500 dólares y utilizó los servicios de la firma especializada en fiscalidad Capital Tax Partners.

Un caso parecido es el de Gamesa. El fabricante de aerogeneradores, que posee una gran fábrica en Oregón a la que ha visitado el propio presidente de EEUU, Barack Obama, lleva una política de pago equitativa. La compañía destina 140.000 dólares cada trimestre del año a través de la firma Quinn Gillespie & Asociados.

Abengoa es otra de las compañías que más utiliza los lobbies en EEUU. La compañía de la familia Benjumea realizó pagos a personas influyentes por valor de 570.000 dólares. La mayor parte los realizó a través de su filial fotovoltaica, Abengoa Solar. También realizó algunas contribuciones a través de la filial Abengoa Bioenergy. Utilizó los servicios de tres consultoras, Cornerstone Government Affairs, Ernst & Young y O'Neill, Athy & Casey. Repsol, con 110.000 dólares y Acciona Energy, con 20.000, también utilizaron estos servicios en 2011.

Sector bancario

A pesar de que varias entidades financieras españolas tienen negocios en EEUU, solo BBVA ha realizado actividad lobista durante 2011 y 2012. El banco que preside Francisco González destinó 370.000 dólares a través de su filial BBVA Compass. En 2012, su actividad ha disminuido ya que sólo lleva 20.000 dólares en el primer trimestre del ejercicio.

Telvent y Cintra son otras firmas que han dedicado dinero para los lobbies norteamericanos. Eso sí, todas las compañías realizan la gran mayoría de las contribuciones a los políticos del Senado, la Cámara de Representantes, al Departamento de Estado, y otras instituciones administrativas más específicas de cada sector económico.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad