Jordi Clos se agarra a los cargos institucionales pese al traslado a Madrid

stop

La Cambra de Comerç, el Gremi d'Hotels y la Fira de Barcelona ratifican al empresario pese al 'exilio'

Jordi Clos en una imagen de archivo.

en Barcelona, 19 de noviembre de 2015 (22:19 CET)

Derby Hotels se larga de Barcelona, pero el presidente intenta agarrarse a los cargos que ha obtenido gracias a su actividad en la capital catalana. Jordi Clos mantendrá el rango que ocupa en el Gremi d'Hotels de Barcelona (GHB), Turisme de Barcelona y la Fira. "No mezclemos las cosas", insisten fuentes vinculadas a los organismos.

El empresario continuará en el consejo de administración de la Fira de BCN, aseguran desde la entidad. Se convertirá en el único miembro con una empresa radicada fuera de Cataluña, con permiso de Pedro Fontana, director general de Elior Concessions. Los dirigentes de DammFreixenetBasi o Moventia tendrán un vecino 'foráneo'.

Mantendrá, también, la flamante presidencia del nuevo salón B-Travel, basado en el turismo de experiencias. "Sólo hace falta ver quiénes presiden todos nuestros salones para ver que valoramos el conocimiento de las personas en el sector, y eso no ha cambiado", concluyen desde el recinto.

Respaldo en el Gremi

Tampoco habrá sustituciones en el Gremi d'Hotels que preside. "Para ocupar su cargo en el Gremi sólo hace falta tener un establecimiento afiliado a la patronal", explica un portavoz. Se unirá a Fernando Osorio, vicepresidente del GHB en representación de Best Western, con sede en la capital. Las otras cuatro vicepresidencias están ocupadas por cadenas catalanas.

Pese al apoyo, uno de los miembros de la asociación ya ha mostrado "sorpresa por el exilio" y ha abierto la puerta al cambio en las próximas elecciones, fijadas para 2019.

Además, la Cambra de Comerç ratifica al hotelero en la vicepresidencia de Turisme de Barcelona. El 'lobby' empresarial tiene la potestad de proponer a los representantes de la empresa privada en el organismo. Ya ha avanzado que no sugerirá a otro candidato alternativo ni solicitará la destitución de Clos.

La Generalitat también calla

El conseller de Empresa i Ocupació de la Generalitat, Felip Puig, ha justificado que se trata "de una decisión de carácter personal y familiar". Además, ha querido tranquilizar que la actividad económica producida en Barcelona se continuará tributando en Cataluña.

Pero el político catalán se ha desmarcado de la tesis oficial argumentada por Derby (crecer más en el resto de España y Europa). "La marcha obedece a legítimos intereses familiares, de su visión como empresario, quizás de cara a buscar una fiscalidad más favorable o a un desarrollo de actividades más relacionadas con el Gobierno español", ha reflexionado.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad