La Generalitat deja sola a Abertis ante la rebelión de los peajes

stop

Interior descarta los dispositivos especiales para perseguir a los conductores que no paguen en las autopistas catalanas

Autopista gestionada por Abertis

30 de abril de 2012 (17:21 CET)

Francisco Reynés se queda sólo ante la rebelión de los peajes. El conseller de Interior, Felip Puig, ha asegurado que la Generalitat seguirá el "procedimiento normal" ante la campaña de no pagar en las autopistas secundada por un mínimo de 1.500 conductores, cuando les lleguen las notificaciones de Abertis, la concesionaria que gestiona las infraestructuras.

Puig ha afirmado que no se activará ningún dispositivo especial por el puente del 1 de mayo más allá del habitual en una operación retorno, que podría ser más complicado de lo habitual porque se pueden producir algunos colapsos.

Los usuarios que decidan no pagar el peaje entorpecerán el paso, pero que no hay un "refuerzo especial" porque espera que las protestas sean lo más cívicas posibles.

En declaraciones a TV3, ha afirmado que su departamento no ha recibido todavía ninguna notificación de Abertis de conductores que no han pagado peaje.

Infracciones

Ha recordado que no pagar un peaje se puede contemplar como una infracción del reglamento de circulación y si Abertis instruye un expediente sancionador y lo remite al Servei Català de Trànsit (SCT), que lo tendrá que estudiar y sancionar con hasta 100 euros si es necesario.

Puig ha remarcado que el procedimiento que se seguirá es el habitual, pese a que haya una campaña, ya que la Generalitat tiene la obligación de cumplir el principio de legalidad.

El responsable de la seguridad en Catalunya también ha asegurado que se trata de un tema muy sensible ante una situación que ha calificado de "absolutamente injusta".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad