Decenas de trabajadores de la fábrica de Nissan en la Zona Franca de Barcelona se han concentrado este jueves ante la planta. Foto: Efe

La plantilla de Nissan quema neumáticos y cortará accesos a Barcelona

stop

Los trabajadores de Nissan trasladan sus movilizaciones a Barcelona, donde prevén bloquear las rondas

Economía Digital

Decenas de trabajadores de la fábrica de Nissan en la Zona Franca de Barcelona se han concentrado este jueves ante la planta. Foto: Efe

Barcelona, 28 de mayo de 2020 (12:32 CET)

Nissan ha comunicado a primera hora de la mañana al Gobierno, y después a los sindicatos de la fábrica, su decisión de desmantelar la planta de Barcelona, en la que trabajan unas 3.400 personas. Aunque son 25.000 los empleos que corren peligro si se suman los puestos indirectos.

Tras conocer el anuncio oficial del desmantelamiento de la producción, los representantes sindicales de la plantilla han llamado a los trabajadores a mantener la huelga indefinida que se inició el pasado 4 de mayo y a redoblar las movilizaciones en los próximos días.

Y es que, tanto los sindicatos de Nissan como los trabajadores han advertido este jueves que plantarán cara a los planes de cierre. Esta mañana ya se han concentrado decenas de trabajadores ante las plantas de Zona Franca en Barcelona y de Montcada i Reixac quemando numerosos neumáticos. Ahora las movilizaciones se han trasladado a Barcelona, donde se prevé que bloqueen de las rondas. 

El sindicato Usoc ha augurado que el cierre de Nissan en Cataluña tendrá "efectos catastróficos". Su secretaria general, Maria Recuero, ha calificado de "irresponsable" el cierre y pide reuniones con urgencia al Gobierno y la Generalitat durante los próximo días. El plan es alcanzar la "salvación de una empresa estratégica para el futuro industrial de Cataluña", exigiendo unir esfuerzos.

"Nissan aprovecha las dificultades económicas y de movilización social por la Covid-19 para anunciar una decisión de efectos catastróficos en unos momentos que ya de por sí son muy duros para el empleo", ha expresado el sindicato en un comunicado.

El cierre costará 1.000 millones a la multinacional

El sindicato UGT Fica, por su parte, ha anunciado su "rechazo e indignación" ante la decisión de Nissan y ha criticado la "falta de voluntad de todos los sectores implicados" para intentar salvar las plantas a tiempo. También recuerda que Nissan Motor Ibérica lleva desde 2012 trabajando muy por debajo de su capacidad y reprocha a las administraciones que no hayan reaccionado hasta ahora.

En este escenario, reclama "medidas urgentes" a las administraciones públicas para ayudar al sector de la automoción y reindustrializar un sector que genera más de dos millones de puestos de trabajo en toda España.

"Los trabajadores de Nissan no descansaremos hasta convencer a la multinacional de mantener las operaciones industriales en España", ha asegurado también CCOO. El sindicato ha emplazado además a las instituciones españolas, catalanas y municipales a trabajar juntos para buscar una solución.

En un comunicado firmado por el secretario general de Comisiones Obreras de Cataluña, Javier Pacheco, la central insiste en poner en valor el alto coste que tendrá para Nissan el cierre de Zona Franca. Éste se eleva a los 1.000 millones de euros teniendo en cuenta las indemnizaciones a los trabajadores y a los proveedores y las reclamaciones judiciales mercantiles y laborales.

Hemeroteca

Nissan
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad