Francisco Reynés en la presentación del plan estratégico 2018-2022 de Naturgy. EFE

Naturgy invertirá 1.000 millones en renovables en el próximo año

stop

La compañía energética tiene proyectos en marcha en ocho CCAA con unos 1.100 megavatios

Barcelona, 17 de enero de 2019 (04:55 CET)

Naturgy anunció este martes el cierre de la planta de carbón de Meirama, en Galicia, y comunicó a los trabajadores de sus otras dos instalaciones de este tipo, en León y Asturias, que las cerrará en 2020. Esta decisión forma parte del giro de la compañía hacia las renovables, que poco a poco se va concretando. En el mismo periodo en el que cerrará las centrales, invertirá unos 1.000 millones en plantas eólicas y fotovoltaicas.

La antigua Gas Natural Fenosa tiene proyectos de energía renovable en marcha en hasta ocho comunidades autónomas, con el compromiso de finalizar en el primer semestre de 2020. Entre todas, suman los 1.000 millones de euros, unos 1.100 megavatios y suponen la creación de más de 4.000 puestos de trabajo, según explicaron fuentes del sector a Economía Digital.

El grueso de la apuesta de Naturgy por las renovables es en energía eólica, con cerca de 700 megavatios. En su mayoría provienen de las subastas llevadas a cabo por el Gobierno en 2018. En concreto, de la subasta de eólica de mayo de 2017, en la que la empresa se adjudicó unos 670 megavatios, y de la de fotovoltaica de julio, en la que se llevó 200 megavatios.

Naturgy inició en 2018 la construcción de parques eólicos y solares en ocho CCAA

Con estas adjudicaciones, ahora mismo la compañía que preside Francisco Reynés está construyendo parques eólicos y solares en media España. En eólica, Castilla y León es la región en la que Naturgy tiene más trabajo, con proyectos por valor de 300 millones de euros, mientras que a Galicia destinará 200 millones, en tres parques eólicos cuya construcción se inició en el segundo semestre de 2018.

En Aragón los proyectos suman 60 millones, y en varias CCAA más (Andalucía, Extremadura y Navarra) la cifra ronda los 40 millones. En la mayoría de estos proyectos, se puso la primera piedra en la primavera del año pasado. En energía solar, buena parte del esfuerzo se realizará en Castilla-La Mancha, con 175 megavatios.

Además de los proyectos fruto de las subastas de renovables del año pasado, cuya inauguración está prevista para el primer semestre del año que viene, Naturgy también ha ejecutado los del cupo canario. En este caso, ya está terminado, con una inversión de 70 millones de euros dedicada a energía eólica y fotovoltaica.

Las renovables, puntal del plan estratégico de Naturgy

Crecer en renovables es una de las piedras angulares del plan estratégico presentado en junio por Reynés, cuando dio el pistoletazo de salida a la nueva Gas Natural, cambio de nombre incluido. En esa misma presentación fue cuando la cotizada reveló la depreciación de sus centrales de combustibles fósiles, lo que le provocó pérdidas contables en 2018 y, además, ya era una declaración de intenciones.

En la hoja de ruta 2018-2022 de Naturgy, la compañía prevé invertir 8.400 millones en cinco años, de los cuales 5.300 se destinarán a su crecimiento, especialmente en gas y electricidad e infraestructuras en Latinoamérica.

De cara a los inversores, el mensaje de Francisco Reynés para el próximo lustro fue otro: la compañía apostará por retribuir al accionista. Es decir, enfocarse a beneficios y repartir el máximo dividendo posible. “El foco de atención principal es la creación de valor”, dijo a finales de junio, en la presentación del plan estratégico.

La previsión de la energética española es incrementar el dividendo un 30% este año y un 59% en 2022. Naturgy prevé destinar 8.900 millones a retribuir a sus accionistas en estos cinco años, de los cuales 6.900 millones se pagarán en metálico y el resto en recompra de acciones.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad