El presidente de Telefonica, José Maria Álvarez-Pallete. EFE/ED/archivo

Pallete gana aliados y abre puertas en Latinoamérica con Prosegur

stop

La empresa de seguridad cuenta con una posición importante en países donde opera Telefónica, como Brasil o Argentina

Madrid, 19 de septiembre de 2019 (04:55 CET)

José María Álvarez-Pallete está consiguiendo reforzar su núcleo duro de accionistas afines. Si el presidente de Telefónica ha convencido a Criteria para que siguiera comprando acciones, ahora podría incorporar a Prosegur en su capital. Según el acuerdo publicado este miércoles, la teleco comprará el 50% del capital del negocio de alarmas de Prosegur en España, por 300 millones, y la empresa de seguridad podría aceptar como pago acciones propias de la teleco, lo que le llevaría a controlar aproximadamente el 0,87% del capital.

Este movimiento, además de ser interesante para Telefónica porque no tendrá que sacar dinero de su caja, podría estar abriendo la puerta a una relación más estable entre ambas; como sucede con otros accionistas. De hecho, Gonzalo Gortázar, consejero delegado de Caixabank, uno de los argumentos que utiliza para defender su participación en la empresa de telecomunicaciones, que de acuerdo con la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) es de un 5,19%, es que la teleco es un socio relevante en el ámbito tecnológico. 

En conjunto, Prosegur y Criteria y los accionistas de Telefónica que declaran participaciones (BBVA, Caixabank, y Blackrock), controlan un 17% del capital. Teniendo en cuenta que la operadora cuenta con un blindaje que impide votar por más del 10% de su capital, este equilibrio da cierta tranquilidad a Pallete ante el riesgo de que alguien se fije en la compañía, aprovechando su pobre evolución en bolsa.

Muchos puntos de encuentro al otro lado del Atlántico

La entrada tranquila de Prosegur el capital de Telefónica podrá ser un primer tanteo para un mayor entendimiento en el futuro; ya sea en el sector alarmas, ya sea en otros negocios en los que está presente el grupo liderado por Pallete, como es la ciberseguridad.

La operación anunciada este miércoles se centra en España, pero ambas empresas comparten un posicionamiento muy fuerte fuera de nuestras fronteras y coinciden en varios países latinoamericanos.

Uno de ellos es Brasil -país clave para Telefónica; otro es Argentina, aunque con una situación muy diferente, por la crisis que atraviesa-. En Brasil, Prosegur no desarrolla siu negocio de alarmas, pero sí en Argentina, Paraguay, Uruguay, Chile, Perú y Colombia. 

Una semana intensa

Telefónica lleva varias semanas contando con un flujo positivo de noticias, aunque entre todas las que se habían publicado, la operación de Prosegur no había trascendido. Desde los mínimos de agosto, la cotización de la compañía ha recuperado un 13%, aupada por rumores sobre posibles desinversiones de negocios en países o por venta de nuevas torres; especulaciones sobre un posible programa de recompra de acciones y de nuevos ajustes en la plantilla.

Finalmente, la semana pasada, tras adelantar su consejo de administración, la compañía anunció un nuevo programa de prejubilaciones (4.200 personas) y la "monetización" de hasta 130.000 torres, con el objetivo de ahorrar costes y reducir su deuda. 

Una semana después, ha presentado la nueva alianza con Prosegur, que podría no ser el único movimiento de la operadora, además de las obligatorias pujas en las subastas de 5G, que podrían obligarla a realizar inversiones muy significativas.

Además, el mercado continúa especulando con la expectativa de que la compañía pueda adquirir activos a Oi. Por el momento, este miércoles, Telefónica defendía que no se estaban manteniendo conversaciones formales, después de que la prensa brasileña hubiera publicado que el presidente de Vivo (marca de Telefónica en Brasil), Eduardo Navarro, uno de los hombres fuertes de José María Álvarez-Pallete se había entrevistado con algunos consejeros de Oi.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad