Panrico pagará a la plantilla a partir del miércoles

stop

Los autónomos acordarán esta tarde el día en que dejarán de repartir si no reciben su retribución íntegra

Trabajadores de Panrico | EFE

04 de octubre de 2013 (12:16 CET)

La dirección de Panrico, encabezada por Carlos Gila, ha comunicado esta mañana a sus trabajadores que empezará a pagar parte de la nómina de septiembre el próximo miércoles. La cúpula del grupo trabaja en las últimas horas en implicar a las Administraciones públicas en el conflicto.

Básicamente, intenta arañar o bien subvenciones o avales que desbloqueen las líneas de circulante que las entidades mantienen cerradas. Gila casi da por descartada la primera opción al estar la compañía en preconcurso de acreedores, informan desde su entorno.

La Generalitat fue la primera en firmar el aval bancario el jueves al mediodía. La cúpula mantiene conversaciones avanzadas con el Gobierno de Castilla y León y la Junta de Andalucía, además de hablar con la Comunidad de Madrid, el Ejecutivo de Murcia y el de Aragón (la planta de La Bella Easo se encuentra en Zaragoza).

Círculo vicioso


La encrucijada actual en la que se encuentra el grupo ha sido provocada por la propia dirección. La primera decisión que tomó Gila al relevar a Joan Casaponsa como consejero delegado de Panrico fue cancelar el pago de la nómina de septiembre a los 1.900 trabajadores en plantilla y los 2.115 autónomos dependientes (los repartidores). Alegó que la caja de la empresa estaba vacía --hecho que los trabajadores ponen en duda-- y que prefería pagar primero a los proveedores para mantener la producción (y los ingresos).

Además del conflicto laboral que originó (agravado por el plan de reestructuración), provocó el cierre de las líneas de circulante y sembró las dudas entre los proveedores. La plantilla reconoce que en las últimas semanas cada vez entran menos materias primas en Panrico y, poco a poco, se ha reducido la producción de todas las referencias. Por lo que se ha entrado en un círculo vicioso.

Los implicados señalan al fondo propietario de la empresa, Oaktree. Los estadounidenses cerraron el grifo a la compañía al mismo tiempo que impulsaban el cambio en el consejo de administración. Ahora, la dirección del grupo está formada por ejecutivos de su máxima confianza.

Reunión de autónomos

CCOO y UGT han anunciado este viernes por la mañana que plantearán desconvocar la huelga indefinida que empezará el próximo 13 de octubre si Gila paga una parte de la nómina de septiembre y firma un calendario con el resto de los importes devengados. El consejero delegado de Panrico aún tiene deberes pendientes para evitar el colapso de la empresa por falta de producto: debe pactar con los 2.115 autónomos dependientes, los encargados de repartir.

La asociación Atapam, que pertenece a la Federación Nacional de Trabajadores Autónomos, se reunirá esta tarde para acordar a partir de qué día los repartidores se quedaran en casa si no se les paga la factura íntegra de septiembre. Aún no han pactado la jornada, aunque han anunciado que sería a lo largo de la próxima semana.

La decisión final se refrendará en asambleas de trabajadores autónomos que se celebrarán en las factorías de Panrico el sábado por la mañana.

Plan de reestructuración

Éste no es el único conflicto que dirección y plantilla tienen sobre la mesa. Si desbloquean el pago de la retribución de septiembre aún les queda un largo periodo de negociación para intentar llegar a un punto en común en el plan de reestructuración que Gila ha presentado.

Por ahora, las posiciones están muy alejadas y nadie da su brazo a torcer.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad