El Gobierno incrementa las plazas para los viajes del Imserso pese al freno de ventas

Antes de la pandemia se vendía todo en 48 horas, este año no ha ocurrido lo mismo por el retraso de los viajes y la alarma social provocada por ómicrom

Tres señores jubilados en la calle en una imagen de archivo. Foto: EFE.

El Imserso quiere ampliar el número de plazas para la temporada 2021-2022 pese a que todavía no se han vendido todos los viajes, dadas las circunstancias. Actualmente hay ofertadas 816.029, pero esto ya son casi 122.000 viajes menos que la última temporada (antes de la pandemia) y medio millón menos que en 2018.  

Las agencias de viajes empezaron la comercialización de viajes del Programa de Turismo Social hace una semana, en concreto, el pasado martes 14 de diciembre y dependiendo de las regiones. Pero a diferencia de años anteriores cuando se vendía todo en 48 horas, este 2021 no ha ocurrido lo mismo. 

Lo primero por el retraso. En temporadas pasadas la venta empezaba en septiembre, y en octubre, cuando todavía acompaña el buen tiempo, se empezaba a viajar. Pero esta vez las ventas han arrancado en mitad de diciembre, con frío y en medio de un repunte de casos de coronavirus que tiene a la mayoría de personas atemorizadas. Coincidiendo además con la alarma sanitaria por la variante Ómicrom.   

Fuentes del Gobierno comentan que está previsto que los viajes se inicien justo después de la Navidad, pero muchos hoteles consultados por Economía Digital aseguran que no empezarán a ofrecer servicios hasta finales de febrero o incluso principios de marzo, con la esperanza de que la situación sanitaria haya mejorado y sabiendo que no va haber muchas reservas para el inicio de 2022.  

Es decir, que durante esta temporada el programa durará mucho menos de lo habitual. Normalmente los viajes se realizan entre octubre y junio, durante nueve meses. Pero este ejercicio se concentrará solo entre enero y junio, y la gran mayoría se están vendiendo a partir de marzo.  

Pese a ello, el Imserso quiere aumentar el número de plazas. No es la primera vez que esto ocurre, ya en 2016 se sumaron 100.000 viajes adicionales, un 10% más, hasta los 1,13 millones de viajes, ahora se prevé aumentar la cifra en un número similar. Los siguientes ejercicios el número de plazas estuvieron muy alineados, 1,35 millones en 2017-2018 y 938.000 en 2018/2019.  

Aumentar el número de plazas, permite viajar más veces

El programa, que ofrece a las personas mayores la posibilidad de disfrutar de vacaciones, a precio reducido, durante la temporada turística baja, se viene realizando desde hace más de 35 años, pero fue suspendido en 2020 por primera vez a consecuencia de la pandemia.  

Precisamente por esto, las asociaciones y patronales del sector como Hosbec y Cehat criticaron que este año el número de plazas fuera tan reducido. En opinión de los hoteleros, se tendrían que haber sacado más plazas, aunque sobren, para que la gente pueda viajar hasta dos o tres veces. Si bien, muchos jubilados quieren ir a Benidorm, pero también a Canarias. Aunque también pedían que los viajes empezaran en octubre, como siempre, para que diera tiempo.

Las asociaciones también creen que este tendría que haber sido un año excepcional, donde se tendría que haber permitido a hoteles que nunca han participado en el programa, que pudieran hacerlo y recuperar algo de actividad tras dos años de inactividad. En la última temporada participaron alrededor de 400 establecimientos hoteleros. 

De momento, hay en venta 816.029 viajes que se divide en tres lotes, casi la mitad (443.887 plazas) para el turismo en la costa peninsular, otros 230.039 para las islas y 142.103 para el turismo de interior. El precio de los viajes oscila entre los 115 y 405 euros, ya que el Gobierno financia el 20% del coste.  

Para adjudicar estas plazas se ha establecido un sistema de puntos (en total se puede obtener un máximo 225) mediante el cual, el Imserso dará más a aquellos que no han disfrutado antes de un viaje, o se quedaron en lista de espera en el programa anterior.   

Para obtenerlos, se tienen en cuenta varios factores como la edad, la situación económica o si se tiene alguna discapacidad, el historial de participación en el programa o si se pertenece a familia numerosa.  

Cristina Hidalgo