Caixabank comunica a sus empleados si están afectados por el ERE

El banco recibió 8.246 solicitudes y tiene hasta el 20 de septiembre para informar de cuáles han sido aceptadas, además de la fecha de salida

Caixabank y los sindicatos celebran este viernes 17 de septiembre la segunda comisión de seguimiento del ERE. La negociación se cerró el pasado 1 de julio, y el plazo de solicitudes para acogerse al plan de salidas se extendió desde el 16 y hasta el 30 de julio. 

A principios de agosto, la dirección del banco comunicaba a la representación laboral -durante la primera comisión de seguimiento- que había recibido un total de 8.246 solicitudes, esto son 1.800 más del número de salidas pactadas, pues el ERE se cerró para 6.452 empleados. 

El banco catalán se comprometió a responder como tarde el 20 de septiembre, de hecho estas comunicaciones ya se están haciendo y por eso el banco ha convocado a los sindicatos el viernes para desvelar cuantas de ellas han sido aceptadas y cuándo se producirán las primeras salidas.  

Según lo pactado en el acuerdo del ERE, corresponde a la dirección del banco determinar la fecha concreta de extinción del contrato de trabajo de cada una de las personas trabajadoras afectadas por el despido colectivo, con una antelación mínima de 30 días a la fecha de extinción. 

Ateniendo a este calendario, la representación laboral prevé que haya una primera ventana de salidas en noviembre pero que el grosso se produzca a principios de 2022, coincidiendo con la integración de oficinas de Bankia. Hay que recordar que Caixabank ya ha anunciado que el fin de semana del 12 de noviembre se producirá la integración tecnológica. 

Y en adelante, todos los empleados trabajarán con las mismas herramientas informáticas. (También empezarán a notarse los primeros cambios en las cuentas de los clientes procedentes de Bankia). Por esta razón, los sindicatos entienden que a partir de entonces empezarán a cerrarse oficinas, sobre todo las de aquellas zonas donde hay duplicidad o son más pequeñas.  

El banco también dará a conocer este detalle. Hasta la fecha solo se sabe que cerrarán 1.500 oficinas, el 27% de la red actual, y que las zonas más afectadas serán Barcelona y Madrid. El banco inició la remodelación y cambio de imagen de las sucursales de Bankia en abril. Durante este tiempo todas han seguido funcionando, aunque ya bajo la marca Caixabank.  

En cuanto a los traslados, los sindicatos recuerdan que los trabajadores interesados pueden solicitarlo hasta el 15 de septiembre. También se espera que el banco de más detalles sobre esto en la reunión del viernes, pues el banco se comprometió a informar en estas comisiones sobre las ventanas previstas de salida, las adhesiones aceptadas por provincia y área, así como de del número de plazas vacantes de las recolocaciones y su localización geográfica provincial. 

El 70% cumple requisitos 

Los sindicatos calculan que un 70% de las solicitudes, concretamente 5.970, cumplen requisitos de edad y provincia, así que podrían ser aceptadas. No quiere decir que el resto sean rechazadas, pero para que todas sean voluntarias el banco que dirige Gonzalo Gortázar debe reequilibrar las áreas que tengan excedentes y déficit.  

De hecho, está previsto que se habrá una nueva fase de adhesiones voluntarias durante el último trimestre de 2021 para equilibrar estos desajustes. 

En cuanto al proceso de recolocación externa, para el que la empresa contrató a LHH, de Adecco. Fuentes financieras explican que se puso en marcha una primera fase el pasado mes de julio, cuando se abrió un punto de información para que los interesados puedan hacer preguntas.

Pero no será hasta que empiecen las primeras salidas, cuando la empresa de recursos humanos empiece el proceso de búsqueda de un nuevo empleo al trabajador que esté interesado en ello.