Patrocinado por

Caixabank igualará las condiciones laborales de su plantilla y la de Bankia

La empresa ha adelantado que en los próximos días presentará a los sindicatos una propuesta de homologación de condiciones

La nueva Caixabank sigue negociando con los sindicatos la salida de 7.791 trabajadores tras la fusión con Bankia. La reunión de este martes, la quinta entre el banco y los representantes de los trabajadores ha sido de trámite, pues se ha constituido la mesa negociadora y se ha abierto el periodo formal, pero en ella la empresa ha adelantado que en los próximos días presentará a los sindicatos una propuesta de homologación de condiciones.

Es decir, que tratará de igual las condiciones laborales de las dos plantillas. Aunque no ha especificado si será en el próximo encuentro previsto para el miércoles 19 de mayo. Según explican desde CCOO y UGT, Caixabank revisará la propuesta que ellos plantearon la semana anterior.

Aunque la dirección del banco ya adelantó en la reunión del 20 de abril su intención de hacer cambios en las condiciones laborales para avanzar “hacia un marco de condiciones unificado, independientemente de la entidad de procedencia de cada empleado“.

La nueva Caixabank quiere plantear medidas relacionadas fundamentalmente con aspectos complementarios como la remuneración o la flexibilidad. Pero hasta la entrada en vigor de este nuevo marco, los empleados conservarán sus condiciones actuales. Una vez esté vigente, pretende, que los empleados mantengan su remuneración actual, salvo que las nuevas condiciones acordadas supongan una mejora, en cuyo caso se aplicará con la progresividad que se acuerde.

El banco que preside José Ignacio Goirigolzarri presentó en la reunión de la semana pasada un plan de recolocación para ayudar a encontrar un nuevo empleo estable y ajustado al perfil profesional de cada trabajador que abandone el banco y quiera adherirse al plan de manera activa.

La entidad ha fichado a la consultora McKinsey para que realice un estudio en profundidad de la situación actual del empleo en España a escala provincial. También a Lee Hecht Harrison (Adecco) para desarrollar el programa de recolocación externa. Asimismo, General Assembly (del grupo Adecco) se encargará de la formación digital.

Todos los adscritos al plan de recolocación contarán, a su vez, con acompañamiento durante el tiempo que necesiten y tendrán la posibilidad de volver a acogerse a él si el nuevo puesto no responde a sus expectativas, según explicó la entidad en un comunicado.

La nueva Caixabank, que inicialmente puso encima de la mesa de negociación una cifra de despidos más elevadas (8.300) también se ha comprometido a recolocar a 500 dentro del grupo, además, destacan que las negociaciones están empezando, lo que implica que en adelante la cifra puede ser aún más pequeña.

En la reunión de este martes todavía no se han mejorado las condiciones de salida para que sean en su mayoría voluntarias. En este sentido, los sindicatos reiteran que seguirán pidiendo “voluntariedad absoluta y real del proceso de desvinculación y la retirada de los cupos de edad”. El banco ha puesto el límite de que solo el 50% de las salidas sean de mayores de 50 años.