Veolia se opondrá a que Suez ceda Agbar

Sigue el pulso entre las compañías francesas tras el lanzamiento de la opa

Continúa el pulso entre Veolia y la dirección de Suez, compañía que se resiste a la toma de control del que ya es su primer accionista. La compañía francesa advierte este martes de que se opondrá a cualquier cesión de una serie de activos que considera estratégicos, entre los que incluye la filial española Agbar.

Veolia ha detallado un documento con esos activos en un comunicado. El listado incluye los negocios que Suez tiene en la distribución de agua en España, Chile y Estados Unidos, así como los de gestión de residuos en Reino Unido y Australia.

La empresa líder en suministro en Francia, que tiene un 29,9% de Suez, advierte de que la venta de alguno de esos negocios “sería expresamente contrario al contexto amistoso con el que Suez se ha declarado dispuesto a abrir un diálogo”. También afirmó que se opondrá por todos los medios legales.

Veolia consideraría una acción de este tipo “hostil a su proyecto industrial” y pondría en entredicho “el interés social de los dos grupos, así como los intereses de todos los accionistas de Suez”.

Enfrentamiento desde hace meses

La batalla entre los dos grupos franceses dio un nuevo viraje el pasado 17 de enero. Ese día Suez indicó que había recibido una oferta por parte del fondo francés Ardian y del estadounidense GIP para comprar sus acciones a 18 euros, es decir, el mismo precio que pagó Veolia por su 29,9 % y el que dice que tiene intención de abonar por el 70,1 % restante.

Este lunes, sin esperarse a la publicación oficial de sus resultados programada el 25 de febrero, adelantó que sus números en 2020 fueron mejores de lo que había anticipado en los objetivos que había presentado a finales de julio para el segundo semestre.

Suez informó de que su resultado neto operativo (ebit) se situó en una horquilla de entre 670 y 680 millones de euros, por encima de los 600-650 previstos en julio. El resultado bruto operativo (Ebitda), por su parte, fue de unos 1.600 millones de euros.