El ahorro en casa: mucha potencia energética para poco consumo

stop

TARIFA ELÉCTRICA

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz?

en Barcelona, 03 de julio de 2015 (19:44 CET)

¿Tienes demasiada potencia eléctrica contratada? ¿Para qué? El pasado miércoles entró en vigor la nueva tarifa eléctrica por horas, la cual, según el Gobierno, puede ahorrar un 3% de la factura a los consumidores si concentran su consumo cuando es más barato. El hecho es que la luz se ha doblado en el último año y algunos expertos, asociaciones de consumidores e incluso actores del sector dudan del ahorro real que puede suponer el cambio. ¿Es posible ahorrar con dicha tarifa? ¿Cómo? ¿Qué otras medidas se pueden tomar para pagar menos de luz? A continuación respondemos a estas preguntas y damos las claves para rebajar la factura.

Desplaza el consumo, aunque no haga milagros

Naturalmente, si la luz es más barata por la mañana, será más económica consumirla a esa hora. Pero tres de las cuatro fuentes consultadas por Economia Digital dudan de que se pueda ahorrar respecto a una tarifa como la actual, a un precio fijo, y cuestionan que sea un buen método consultar cada noche lo que te costará la luz al día siguiente. Solo Emili Rousaud, director general de Factorenergia, defiende que "durante el día puedes tener horas valle muy interesantes, por ejemplo si hace viento", por eso cree que "a largo plazo, la tarifa por horas sale a cuenta". Esta eléctrica ha lanzado una 'app' para el móvil para saber el precio sin tener que entrar en la web de REE.

Holaluz.com ha calculado que haciendo una lavadora en una hora barata, el ahorro sería tan solo de 6 céntimos, según explica Carlota Pi, socia fundadora de esta pequeña eléctrica, que no cree en la tarifa por horas: "Hay mucho consumo que no puede desplazarse a horas baratas y además esta tarifa tiene más riesgo que la tarifa a un precio fijo, porque puede subir el precio de mercado".

"El sistema no está planteado para que nadie ahorre y es diabólico en sí mismo, porqué si todos los consumidores ponen la lavadora a las 6 de la mañana, el precio de esa hora subirá", explica Jordi Castilla, miembro del comité jurídico de Facua. Jorge Morales de Labra, experto en energía y miembro de la Plataforma por un Nuevo Modelo Energético, coincide que "tal como está definida la tarifa, no hay mucha posibilidad de ahorro, y necesita mucho esfuerzo". Y es que "no depende solo de cambiar los hábitos, porque cada día el precio de una hora es distinto, y las horas baratas no son siempre las mismas".

Pásate a la discriminación horaria

Según los expertos, con un consumo normal, casi con toda seguridad saldrá más a cuenta la tarifa con discriminación horaria, la antigua tarifa nocturna, ya que los precios entre las 10 de la noche y las 12 del mediodía son mucho más baratos. Esta tarifa solo tiene un problema: el desconocimiento por parte de los consumidores por la falta de promoción por parte de las eléctricas. Solo tiene 1,4 millones de clientes, por 25,4 del PVPC (la tarifa estándar), ya sea pagando un precio fijo o por hora.

"Hicimos un estudio con 20.000 clientes y solo a 15 no les salía a cuenta", explica Carlota Pi. "Hay descuentos que pueden llegar al 20% y sin cambiar de hábitos ya te sale a cuenta", explica Morales de Labra. Emili Rousaud admite que "a día de hoy tiene sentido cambiarse, pero a largo plazo esta tarifa tendrá que desaparecer, ya que tendremos la máxima discriminación, con un precio distinto cada hora".

Revisa tu potencia contratada

Todas las fuentes consultadas coinciden que tener contratada la potencia adecuada es esencial, ya que una parte muy importante de los consumidores tiene una potencia superior a la que necesita. Por cada kilovatio que se pueda bajar, el ahorro es de 50 euros al año. "Tenemos una campaña que se llama Bájate la potencia, y poco a poco la gente lo va haciendo. Es la manera de que te bajen los costes fijos, que son los que más han subido", explica Jordi Castilla, de Facua.

Para saber qué potencia se necesita, hay varias páginas web en las que se puede calcular de forma aproximada, en función de los electrodomésticos que se usan en un hogar. "Lo importante es calcular el consumo de los electrodomésticos que usarás a la vez, no de todos", añade Castilla.

Sé eficiente

Hacer un consumo eléctrico eficiente no es solo poner la lavadora cuando la luz es más barata. Va mucho más allá. "También puedes poner el aire acondicionado o la calefacción en horas baratas para que el piso esté frío, o caliente, cuando llegues a casa", explica Emili Rousaud. También incluye utilizar bombillas y electrodomésticos de bajo consumo.

"En Factorenergia hemos hecho un estudio, con un coaching energético no solo para desplazar consumo, también para mirar si los parámetros de contratación son los correctos y ver qué soluciones tecnológicas tenemos para ser eficientes. Sobre un gasto anual de 700 euros, te puedes ahorrar 200", añade. En definitiva, se trata de tener hábitos eficientes: "Si todos somos eficientes, la demanda bajará y el precio tenderá a bajar", concluye Rousaud.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad