Manuel Jove sale del BBVA

stop

El propietario de Inveravante, que llegó a ser el primer accionista del banco, reduce la deuda del grupo en más de 1.600 millones

Manuel Jove, en el centro, en la presentación de Inveravante | EFE

04 de julio de 2014 (09:37 CET)

El empresario coruñés Manuel Jove ha puesto punto final a su etapa como accionista de relevancia del BBVA. El presidente de Inveravante llegó a ser el primer socio privado del banco, con algo más de un 5%, tras la venta de Fadesa, la inmobiliaria cotizada que controlaba. Las ventas de acciones del BBVA se realizaron durante todo el año pasado, hasta contar con una participación residual en la entidad presidida por Francisco González.

En 2012 Jove redujo su participación en el banco al 2,9%, desde el 5% que tenía desde finales de septiembre de 2007. En las últimas cuentas depositada en Registro Mercantil por Inveravante, correspondientes al pasado ejercicio, la sociedad explica la reducción acometida en el capital de BBVA.

Reducción de deuda

A 31 de diciembre de 2012 Inveravante era propietaria de 149,8 millones de acciones de BBVA. La sociedad indica, según publica Cinco Días, que ese año el valor de las acciones cotizadas que poseía tenían un coste de adquisición de 1.320 millones de euros y un valor razonable de 1.046 millones. En 2013 el coste de adquisición de acciones cotizadas asciende a 32,1 millones con un valor razonable de 17,9 millones.

La salida de BBVA ha permitido a Jove reducir la deuda de Inveravante. En 2012 el grupo controlado por el empresario gallego tenía una deuda con entidades de crédito de 1.308,6 millones de euros. En 2013, según el citado diario, esa cifra se redujo a 147,5 millones, 1.161 millones menos. La deuda total del grupo Inveravante a 31 de diciembre de 2013 era de 603,3 millones, frente a una deuda total a finales de 2012 de 1.836,3 millones de euros.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad