Oliu ata negocios con el ‘banco malo’

stop

El Sabadell compromete 1.000 millones en hipotecas para facilitar a la Sareb la venta de pisos

Josep Oliu

10 de julio de 2013 (16:23 CET)

Banc Sabadell, presidido por Josep Oliu, destinará 1.000 millones de euros a hipotecas para la compra de inmuebles del banco malo.

Ambas entidades han firmado un acuerdo prorrogable con el director general adjunto de la entidad, Carlos Ventura, y el director general de Sareb, Walter de Luna, como bajo firmantes.

La nueva línea de crédito hipotecario está orientada a los clientes interesados en comprar un activo en manos de Sareb --sean o no residentes en España-- o que figuren como garantía en un préstamo trasferido a esta empresa semi pública.

También podrá dar hipotecas para la compra de activos transferidos por la Sareb a otro intermediario, como los Fondos de Activos Bancarios (FAB).

Compromiso con Sareb

Ventura asegura que la firma del acuerdo demuestra la "confianza y compromiso con los objetivos de Sareb" de la entidad, y de Luna ha remarcado la relevancia de este tipo de alianzas como motor generador de confianza en España.

El banco malo cuenta en su cartera con 55.700 viviendas y unos 30.000 activos anexos, como plazas de garaje y trasteros, además de 185.000 metros cuadrados en oficinas, una treintena de hoteles, y 150.000 metros cuadrados de superficie alquilable en centros comerciales.

El grupo de Oliu es accionista de Sareb. Aportó 82,2 millones de euros y adquirió 238,1 millones en deuda subordinada.

Los analistas consideran que si el mercado inmobiliario continúa depreciándose no sería descartable la recapitalización de la entidad, controlada al 45% por el fondo de rescate FROB.

Las condiciones del negocio

Las hipotecas del Sabadell permitirán financiar a particulares residentes la compra de primeras viviendas con préstamos de hasta 30 años --con un porcentaje de financiación de hasta el 80% del valor de tasación-- y un tipo fijo del 4% el primer año, que se revisará al euribor más el 3,5%.

Las condiciones para la segunda residencia son las mismas, aunque el máximo de financiación será el 70 % del valor de tasación.

Para los no residentes, se otorgará a un tipo fijo de 4,85% el primer año, y de euribor más 4,05 % para los siguientes, que podrá reducirse al euribor más 3,3% en caso de bonificación.

Repunte de las hipotecas


En el caso de operaciones dirigidas a empresas, y también para la compra de locales comerciales, se financiará un máximo del 50% del valor de tasación, con un vencimiento máximo de 12 años y un tipo de interés de salida de euribor más el 5%.

El volumen de créditos concedidos el primer trimestre de este año presenta un saldo de 113,5 millones de euros, que representa un crecimiento interanual del 52,7%. Destaca el aumento de los préstamos hipotecarios, que crecieron el 60,5% de un año a otro.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad