Cambio de rumbo para Arturo Dopico: MásMóvil vende su negocio portugués a Vodafone

La operación supone la salida de la dueña de R del mercado luso, donde había invertido 70 millones para obtener espectro e iniciar su expansión

Si la opa de MásMóvil se lleva a cabo, Arturo Dopico, histórico CEO de R hasta el desembarco de Euskaltel, volvería a estar en el mismo grupo que la cablera gallega

Si la opa de MásMóvil se lleva a cabo, Arturo Dopico, histórico CEO de R hasta el desembarco de Euskaltel, volvería a estar en el mismo grupo que la cablera gallega

Vodafone ha alcanzado un acuerdo con MásMóvil para comprar la filial portuguesa Nowo, que dirige desde 2019 el que fuera consejero delegado de R durante 18 años, Arturo Dopico. El negocio luso de la compañía de Meinrad Spenger, que se quedó al margen de la joint venture que conformará con Orange en España, engloba 250.000 clientes de móvil y 140.000 de televisión y banda ancha, con una cobertura de un millón de hogares. Es el cuarto operador por detrás de MEO, Nos y la propia Vodafone.

Nowo se encontraba en proceso de expansión de red en el país vecino después de invertir 70 millones en la subasta de espectro 4G y 5G que celebró la autoridad de competencia de Portugal. Se esperaba que, este verano, la empresa lusa presentara su plan estratégico, pero MásMóvil decidió vender el negocio a Vodafone en un mercado que había perdido atractivo por la entrada de un nuevo competidor, la rumana Digi.

La operación, según Expansión, se podría haber cerrado por 150 millones, lo que apenas generaría plusvalía después de la inversión en espectro o sería de escasa relevancia, según las fuentes del sector. Lo que sí permite es obtener liquidez para atender a la deuda del grupo después de la adquisición de Euskaltel y de la fusión con Orange.

La venta se cerrará en 2023

Vodafone explica que la adquisición debe esperar las correspondientes aprobaciones regulatorias por lo que, estima, podría concluir en el primer semestre de 2023.

«La adquisición de Nowo permitirá a Vodafone aumentar su base de clientes y su cobertura de red fija. La futura modernización de la red adquirida para nueva generación de fibra óptica beneficiará a los actuales y futuros clientes, al garantizar la calidad y la resiliencia de esta infraestructura», afirmó Mario Vaz, CEO de Vodafone Portugal.

Precisamente, la venta libera a MásMóvil de acometer las inversiones necesarias para el despliegue de red tras la adquisición de las frecuencias 5G en la subasta.