EiDF Solar pasa en un día de coquetear con el mercado continuo a hundirse más de un 35%

Las acciones de la empresa gallega se desplomaron un 35,7% este viernes y se alejan de los 1.000 millones de capitalización que marcan la puerta de entrada al mercado continuo

Fernando Romero

Fernando Romero, consejero delegado de EiDF Solar, durante el debut en bolsa de la compañía

EiDF Solar interrumpe de forma abrupta su escalada en bolsa. Las acciones de la empresa pontevedresa protagonizaron este viernes la mayor caída de todo el BME Growth. Los títulos de la firma retrocedieron un 35,7% en apenas un día y cerraron la jornada en los 44,6 euros.

La empresa corta, de esta manera, una racha que la había llevado a situarse al frente del ranking por capitalización del índice anteriormente conocido como Mercado Alternativo Bursátil (MAB). Y es que EiDF Solar presentaba este jueves un valor en bolsa de 942 millones de euros, una cifra que superaba al resto de empresas del selectivo (excluyendo las socimis), ya que la más cercana, Proeduca Altus, capitalizaba 831 millones y Greenalia cerraba el podio con 381 millones.

A las puertas de los 1.000 millones de capitalización

El desplome de EiDF Solar se ha producido en un momento en el que la compañía llamaba a la puerta del mercado continuo. En concreto, la capitalización de 942 millones de euros que marcaba este jueves se quedaba a un paso de la barrera de los 1.000 millones que el Ministerio de Economía fijó a finales de 2020 como requisito mínimo para el ascenso del BME Growth.

Con este hipotético salto al mercado continuo, EiDF Solar pasaría a engrosar la delegación gallega. Esta la integran actualmente Inditex (la única con sede en la comunidad que cotiza en el Ibex 35), Adolfo Domínguez, Ecoener, Grupo San José y la sociedad de cartera Pescanova SA.

Tras esta fuerte caída en bolsa, EiDF Solar ha querido lanzar un «mensaje de tranquilidad» ante los inversores por lo que define como «un hecho puntual ocasionado por un venta de gran volumen».

«EiDF resalta su compromiso con el cumplimiento del plan de negocio que revisará al alza en los próximos días tras los buenos resultados registrados en el primer trimestre de año (grado de cumplimiento del 37% de su plan de negocio anual)», destaca la compañía. «Asimismo, la empresa mantiene firme su propósito de saltar al Mercado Continuo para lo que continuará trabajando a diario mediante una propuesta de valor sólida y de largo recorrido en el sector fotovoltaico, destacando su singularidad como operador integrado», concluye a través de un comunicado.

Multiplica su valor por 30 desde su estreno en bolsa

El crash de este viernes no impide que la compañía cotice un 130% por encima de los 19,35 euros por acción con los que se despidió de 2021. La revalorización se dispara hasta el 2.913% si se toman como referencia los 1,48 euros por acción con los que debutó en el mes de julio del año pasado.

Además, EiDF Solar anunció hace dos semanas un nuevo repunte en su cuenta de resultados. Su facturación en 2021 se elevó un 128% respecto a 2020 y alcanzó los 45,6 millones de euros. Este empujón a su cifra de negocio también impulsó su beneficio neto, que alcanzó los 7,1 millones de euros tras crecer más de un 500% respecto al ejercicio anterior.