Greenalia activa la maquinaria para salir de bolsa

La compañía ha aprobado en su junta general de accionistas la opa de exclusión lanzada por las sociedades de su presidente, José María Castellano, y su consejero delegado, Manuel García Pardo

José María Castellano y Manuel García, presidente y consejero delegado de Greenalia

José María Castellano y Manuel García, presidente y consejero delegado de Greenalia

Greenalia enfila la puerta de salida en bolsa. La compañía coruñesa ha remitido al BME Growth (el antiguo Mercado Alternativo Bursátil) los acuerdos alcanzados durante la junta general de accionistas que ha celebrado este lunes.

Como punto principal del día de cara a este encuentro figuraba la opa de exclusión lanzada por las sociedades Smarttia y Alazady España. Se trata de las dos firmas controladas por el consejero delegado de Greenalia, Manuel García Pardo, y su presidente, José María Castellano, a través de las cuales ambos son dueños del 86,4% de la cotizada.

La propuesta ha salido adelante con el 99% de los votos a favor en esta junta general de accionistas. De esta forma, García Pardo y Castellano lanzan esta oferta que se dirige a todos los titulares de acciones de la compañía.

El precio se ha fijado en 17,5 euros, ligeramente por encima de los 17,35 a los que se han encaramado los títulos de la compañía en las últimas semanas precisamente al calor de esta opa de exclusión.

Fin a cinco años de andadura en bolsa

«El plazo de aceptación de la oferta es de 29 días naturales contados a partir del día hábil bursátil siguiente a la fecha de publicación de la presente comunicación (esto es, del 14 de junio de 2022 al 12 de julio de 2022, ambos inclusive), sin perjuicio de la posibilidad de prórroga a la que se hace referencia en la documentación relativa a la oferta y que, en su caso, se anunciará mediante la correspondiente comunicación», informa Greenalia.

Banco Santander actuará como entidad agente de esta operación que, de materializarse, supondría la salida de Greenalia del parque cinco años después de su aterrizaje en 2017. Por aquel entonces la compañía desembarcó en el por entonces denominado Mercado Alternativo Bursátil a un precio de 2,03 euros por acción, unos números que ha logrado multiplicar por ocho desde aquel entonces.