La Xunta abre la puerta a cerrar Galicia durante el puente

El conselleiro de Sanidade asegura que la opción de confinar perimetralmente Galicia durante el puente de la Constitución "está encima de la mesa"

Galicia encara el puente de la Constitución con la medida sobre la mesa de poner en marcha un confinamiento perimetral para evitar desplazamientos masivos durante los próximos días. Así lo ha avanzado el conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, que ha revelado que es una medida que «está encima de la mesa» del comité clínico.

Los expertos que asesoran a la Xunta abordarán esta posibilidad en su reunión del martes. «No está descartado», ha indicado García Comesaña, que ha recordado que decenas de municipios gallegos llegarán a ese puente con las mayores restricciones, lo que incluye precisamente la prohibición de entradas y salidas. Sin embargo, ha insistido en que «está encima de la mesa» el cierre de la comunidad, igual que lo estarán otras autonomías, entre ellas Madrid, como en el festivo de Todos los Santos.

La experiencia del puente de Todos los Santos

Eso sí, el conselleiro de Sanidade se ha referido a la decisión de Galicia de evitar el confinamiento perimetral durante el puente de Todos los Santos. «Creo que no tuvimos grandes problemas», ha añadido, con la vista puesta en posibles desplazamientos masivos que lleguen en fechas previas a la Navidad desde otras comunidades, al tiempo que ha calificado de «positiva» la situación epidemiológica en Galicia, dado que ya hay datos de «cierto descenso estable» en «prácticamente todas» las siete áreas sanitarias y los ayuntamientos sobre los que el comité clínico «tiene algún tipo de observación».

Salvo algunas excepciones, como los últimos municipios que se han añadido a las restricciones más duras -Moaña, Ribadumia, Meis, Meaño, Cee, Dumbría y Muxía- o los descensos que «cuestan un poco más» en las áreas de Vigo y Pontevedra-O Salnés, «en general hay una tendencia estable a la baja en toda Galicia», ha resumido Comesaña.

¿Reapertura de Santiago, Ourense y A Coruña?

Pontevedra y Vigo son las dos zonas de la comunidad donde la pandemia retrocede a menor ritmo, mientras que las ciudades de Santiago y Ourense se asoman a la reapertura ante la mejoría de la situación. En estas ciudades y comarcas los datos «son buenos» y «estables» no solo en la incidencia acumulada a 14 días, que está «por debajo de los 150» positivos de covid por 100.000 habitantes o incluso «por debajo de 100» en algún caso.

Y es que, además, en estas zonas hay una presión hospitalaria «mucho mejor» que cuando se adoptaron las medidas a finales de octubre y las jefaturas territoriales del Sergas «transmiten también esa estabilidad». Preguntado sobre el posible levantamiento de restricciones en otras ciudades, Comesaña ha preferido ser prudente, porque los datos empeoran o mejoran «muy rápido» en «pocos días», pero sí ha apuntado a la «tendencia muy buena» de A Coruña. «Podría ser que a final de semana tenga también valores buenos, pero hay que ir mirando en el día a día», ha explicado.