Carmena, como Botella, vende el suelo al mejor postor

stop

El Ayuntamiento de Madrid ofrece parcelas proindiviso, "inadecuadas" para la política de vivienda municipal, a quien más dinero ofrezca

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena.

Madrid, 08 de junio de 2016 (01:00 CET)

Al final, los extremos se juntan. El Ayuntamiento de Madrid, encabezado por Manuela Carmena, ha tomado la decisión de vender algunas parcelas del patrimonio municipal de suelo. La misma que, en numerosas ocasiones, llevaron a cabo las anteriores corporaciones presididas por el Partido Popular, y que fueron objeto de fuertes críticas por parte de los partidos de la oposición.

De esta manera, aquella promesa de frenar la venta de todo tipo de patrimonio público, con la que hace un año Ahora Madrid acudió a las elecciones municipales, empieza a relajarse. Donde dije digo, digo Diego.

Parcelas inadecuadas

En este contexto, el consistorio capitalino acaba de poner en venta tres parcelas con el argumento de que, al tratarse de porcentajes en proindiviso, resultan "inadecuadas para atender las directrices de la política de vivienda municipal", según se apunta en los pliegos.

Por eso, se subastan para ser adjudicadas a quien más dinero ofrezca, de cara a ingresar un mínimo de 6 millones de euros.

Derecho de retrato ejercido por los copropietarios

En principio, las tres subastas están abiertas a cualquier promotor que pudiera estar interesado por la compra de suelos finalistas altamente demandados, pero, a la hora de la verdad, serán los copropietarios del resto del proindiviso –siempre que sean los que más pujan– los que más posibilidades tienen de adjudicarse los solares, al haber manifestado su interés en ejercer el derecho de retracto legal que les confiere el Código Civil.

Conocida esta intención, resultará difícil que ningún otro promotor se inmiscuya en la subasta. Inicialmente, una de estas parcelas, la situada en Arroyo Fresno –uno de los barrios nuevos urbanizados al norte de Madrid– era de completa titularidad pública. 

El Ayuntamiento tenía el 40,7% y la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) el 59,3% restante. Pero, en marzo de 2015, el consistorio transmitió a la inmobiliaria Pryconsa –la que ahora ejercerá el retracto en este caso– una participación del 8% en contraprestación por el pago de una expropiación.  

Operación con Pryconsa

De esa manera, el 32,66% que vende el Ayuntamiento tiene el marchamo de acabar en manos de la promotora madrileña por 1,16 millones de euros. La parcela tiene una edificabilidad total para 50 viviendas protegidas de precio limitado.

Algo más, 3,6 millones de euros, tendrá que pagar el copropietario de otra de las parcelas en proindiviso que enajena el consistorio. La situada en el Ensanche de Vallecas. Un precio más elevado debido a que, en este caso, el porcentaje del proindiviso municipal es de casi el 85% de la superficie del solar.

Proindiviso en Vallecas

El tercero de los solares en venta, también situado en Vallecas, es el que menos porcentaje del proindiviso posee el Ayuntamiento. Solo poco más del 15%, que se ofrece por algo menos de 500.000 euros. El 85% restante, inicialmente en manos de Constructora Conmar, está ahora en poder de Desarrollos Inmobiliarios Marco, la empresa que ha manifestado su intención de ejercer el retracto.

Hasta ahora, la venta de suelo municipal por parte del nuevo equipo de gobierno dirigido por Carmena se había limitado a adjudicar, el pasado mes de septiembre, unos solares que su predecesora en el cargo, la popular Ana Botella, había licitado el 22 de mayo de 2015, el último día último hábil de que dispuso antes de entrar en funciones tras las elecciones municipales que se celebraron dos días después. En lugar de paralizar el procedimiento, se optó por cerrar el proceso de adjudicación.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad