La líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, en una reunión telemática con Pablo Casado (PP) / EFE

Ciudadanos sostiene la oferta de pacto al Gobierno pese a la ley Celáa

stop

Nuevo desaire del Gobierno a Ciudadanos tras aprobar junto a Bildu y ERC la Ley Celaá, una 'línea naranja' para apoyar los PGE

Madrid, 19 de noviembre de 2020 (17:37 CET)

Ciudadanos seguirá con la mano tendida al Gobierno de coalición para apoyar los Presupuestos Generales del Estado (PGE) pese a ver transgredida una de sus "líneas naranjas", la Ley Celaá.

La formación de Inés Arrimadas puso como condición 'sine qua non' eliminar la enmienda que exime al castellano como lengua vehicular del Estado para apoyar las cuentas.

Los de Sánchez ya le dejaron claro a principios de semana, en palabras de su portavoz Adriana Lastra, que votarían junto a ERC y Bildu y así ha sido.

El Ejecutivo propina una bofetada más en la mejilla de Ciudadanos. El Congreso aprobó este jueves la 'Ley Celaá' con el apoyo de Unidas Podemos, ERC, PNV y Más País. Los naranjas consideran que la norma "se ha aprobado sin consenso. Hoy es un día triste para España" y la califican como "la contrapartida de ERC a los Presupuestos".

Sin embargo, no dejarán caer a Sánchez y si éste apuesta por "la moderación", como ha expuesto Arrimadas en rueda de prensa, ahí seguirá la mano de los naranjas. 

Podemos dice que Cs está "cayendo muy bajo"

A ojos de Podemos, la actitud de Arrimadas supone "caer muy bajo". Los morados consideran que Sánchez ya está escogiendo a sus socios de investidura para dar estabilidad al Gobierno con su apoyo a los Presupuestos.

Cs no lo ve así y piensa que el presidente "aún está a tiempo de escoger a sus socios". Los naranjas repiten sin cesar el mantra de "por nosotros no será". 

"Vamos a seguir luchando contra estas cesiones a la Ley (Celaá) en el Senado por defender la libertad de las familias y de elegir la educación de nuestros hijos. Si Sánchez no coge la mano de Cs y coge la de Otegi y Junqueras es porque quiere y no porque no tiene otra opción", reiteró Arrimadas. 

"En el PSOE dicen que es una locura ir con Bildu"

La líder de Ciudadanos metió de por medio las voces críticas del PSOE para reforzar su retórica de la mano tendida asegurando que "hay muchas voces internas del PSOE en el Gobierno, además, que están diciendo claramente, algunos en público y otros en privado, que es una vergüenza y una locura coger el camino de la radicalidad de Bildu y de ERC". 

"Estamos donde estamos, en el camino de la moderación. Ellos son los que tienen que desandar el camino de Bildu y de ERC. Hay muchos votantes socialistas indignados por eso y Sánchez o quizás Redondo han tenido que redactar esa carta a la militancia...", insinuó Arrimadas tras la carta de Ferraz enviada a la militancia para que defienda los Presupuestos del Gobierno.

El desplante de Rivera 

A quien seguro no le ha gustado nada la mano tendida de su exformación al Gobierno es a Albert Rivera. El exlíder de Cs ha dejado claro a través de las redes sociales que lo que España necesita es un Pacto Nacional por la Educación. 

"España necesita un Pacto Nacional de Educación para una generación. La formación y el talento son nuestros activos para competir mejor en un mundo global. En cambio, se aprueba otra contrarreforma donde prima el sectarismo, el localismo y la mediocridad", añade Rivera en las redes sociales. 

El catalán despierta estos días aprovechando la presentación de su libro por toda España para lanzar mensajes a la que fuera su formación señalando que si ahora fuera el líder y estableciera la mano tendida a Sánchez, "a lo mejor debería de ir protegido ante mi militancia", sentenció. 

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad