El presidente de Vox, Santiago Abascal, durante el acto que la formación celebró en el Palacio de Vistalegre de Madrid el pasado mes de octubre

El exilio iraní se revela como financiador de Vox

stop

El grupo opositor de iraníes en el exilio CNRI envió 800.000 euros para financiar la campaña a las elecciones europeas de Vox en 2014

Economía Digital

El presidente de Vox, Santiago Abascal, durante el acto que la formación celebró en el Palacio de Vistalegre de Madrid el pasado mes de octubre

Barcelona, 13 de enero de 2019 (10:17 CET)

Alrededor del 80% de la campaña de las elecciones europeas de Vox de 2014 fue financiada por partidarios del Consejo Nacional de la Resistencia de Irán (CNRI), un grupo opositor de iraníes en el exilio que aboga por derrocar la República Islámica de Irán.

La campaña de Vox al Parlamento Europeo costó un millón de euros, de los que unos 800.000 fueron donados por el exilio iraní, informaron a El País tres fuentes conocedoras de las cuentas de la formación presidida por Santiago Abascal y que en ese entonces tenía como líder provisional a Alejo Vidal-Quadras.

Vidal-Quadras, ex dirigente del PP y ex vicepresidente del Parlamento Europeo, fue el candidato de Vox a las elecciones europeas de 2014 y obtuvo el 1,56% de los votos, con lo que no consiguió el escaño en el Parlamento. Abascal era en ese momento el secretario general del partido, y Vidal-Quadras le informó de la financiación del exilio iraní.

Las donaciones del exilio iraní a la campaña de Vox

Los partidarios del CNRI enviaron, desde más de 15 países (entre ellos EEUU, Alemania y Suiza) y durante tres meses, un total de 146 donativos a una cuenta de Vox en Madrid por valor de 800.000 euros, revelaron las fuentes. Estas transferencias figuran en una hoja de Excel de la formación a la que estas fuentes tuvieron acceso.

Antes de ser candidato de Vox, cuando todavía era vicepresidente del Parlamento Europeo (entre 2004 y 2014), Vidal-Quadras participó en "decenas de actos organizados por el CNRI", afirma El País. "Irán no era una de mis preocupaciones, pero me pidieron que recibiera en Bruselas a la gente del CNRI y lo hice", dijo sobre el inicio de su relación con el grupo, que se remonta a 1999.

El CNRI es el responsable de que el mundo entrase en pánico en 2002 cuando se reveló que Irán tenía un programa nuclear secreto y ha contado con el apoyo de otros políticos, como el ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero y el republicano estadounidense John McCain.

Vox no anunció en su momento que había recibido donaciones por 800.000 euros del exilio iraní. "Nadie nos lo preguntó", defiende Vidal-Quadras. El Tribunal de Cuentas no auditó la relación porque la ley solo insta al escrutinio de las aportaciones de partidos que obtienen representación.

Otra formación que recibió donaciones cuestionadas de entes extranjeros es Podemos, acusada de aceptar dinero de Venezuela e Irán para dar comienzo a la formación. A Podemos se le achaca recibir dinero de gobiernos extranjeros, mientras que las revelaciones de Vox son sobre un grupo disidente de iraníes en el exilio.

El secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, aseguró este domingo que los donativos fueron "legales y transparentes". "Todas nuestras cuentas son transparentes porque aparecen en la página web" y "son auditadas por una empresa externa al partido y presentadas al Tribunal de Cuentas, aunque hasta ahora no tuviéramos obligación", afirmó.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad