Esquerra reclama a Artur Mas la gestión pública del agua en pleno conflicto de ATLL

stop

El socio del Gobierno catalán suscribe el pacto social del agua, un documento que han firmado ocho fuerzas políticas antes de las elecciones municipales

Los representantes de las ocho fuerzas políticas que han firmado el Pacto Social del Agua

01 de abril de 2015 (16:09 CET)

"El agua es un bien finito, indispensable para la vida de todos los seres humanos y que debe ser regulado con criterios de eficiencia y solidaridad". Lo proclama el pacto social del agua, el documento que este miércoles han suscrito ocho fuerzas políticas catalanas ante la inminencia de las elecciones municipales. 

Las formaciones se comprometen a incluir los 14 objetivos identificados en sus programas. El principal, tener en consideración los recursos hídricos como un servicio público que no se puede mercantilizar. Ello ya ha generado polémica por uno de los firmantes: ERC, socio de legislatura del Gobierno de Artur Mas e impulsor de la hoja de ruta independentista con el partido del presidente, CDC. 

Guerra por el control de ATLL 

Su adhesión llega cuando la guerra del agua está en un punto álgido. Agbar se ha enfrentado a la Generalitat y Acciona por el control de Aigües Ter Llobregat (ATLL), la gestora en alta de Barcelona y su área de influencia (ofrece el servicio desde el lugar de captación del recurso hasta los municipios), y a medida que van surgiendo sentencias en contra de la adjudicación el pulso se recrudece. 

Para los miembros del pacto social del agua, una situación de estas características es la que se debe evitar a toda costa con un modelo de gestión público. Es más, tachan de "imprescindible" que éste permita "disponer de una visión de conjunto de los servicios prestados y de los ecosistemas implicados desde que se toma y aboca el agua de abastecimiento y saneamiento". Es decir, se opone a la privatización según el tramo del recorrido del ciclo del agua. 

Creación de un consejo social 

Esta posición también carga contra Agbar, gestor del servicio en baja (el de los municipios). Es más, exigen voz y voto en los consejos de administración del "ente público gestor del ciclo integral del agua" mediante un consejo social en el que estén representados "varios miembros de la sociedad civil", entre otras medidas.   

Además de ERC, han suscrito el pacto Barcelona en Comú (el partido de Ada Colau), las Candidaturas d'Unitat Popular (CUP), EUiA, ICV, Podem, Procés Constituent (Arcadi Oliveres y Teresa Forcada) y Movimiento RED (Elpidio Silva).
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad