Trabajadores de la manifestación de Nissan durante las manifestaciones tras conocerse el cierre de la planta de Barcelona / EFE

LG le echa el ojo a la planta de Nissan en la Zona Franca

stop

Nissan se limita a afirmar que en caso de materializarse una oferta "seria y firme" la estudiarían en la mesa de reindustrialización recién constituida

Sergi Ill

Trabajadores de la manifestación de Nissan durante las manifestaciones tras conocerse el cierre de la planta de Barcelona / EFE

Barcelona, 04 de septiembre de 2020 (20:42 CET)

Empiezan a trascender algunos de los nombres que podrían interesarse por las instalaciones de Nissan Barcelona en la Zona Franca. LG Chem estaría interesada instalar una fábrica de baterías que permitiría salvar entre 1.500 y 2.000 trabajadores. Según ha avanzado TV3, se trataría de una de las propuestas que se están estudiando. 

Pese al goteo nombres para suceder a Nissan en la fábrica, la compañía nipona ha afirmado que todavía espera una oferta "seria y firme" sobre la reindustrialización de las plantas en Barcelona: "En el caso de que dichas propuestas se produjeran, la dirección de la compañía analizará estas opciones en la comisión de trabajo sobre reindustrialización que recientemente se ha constituido".

Mesa de reindustrialización

La dirección de Nissan Motor Ibérica, sindicatos y administraciones públicas han constituido la comisión de trabajo, la llamada mesa de reindustrialización, para transformar la actividad de producción de Nissan en los centros de la Zona Franca de Barcelona, Montcada i Reixac y Sant Andreu de la Barca (Barcelona).

Tal y como explicaron a Economía Digital el día previo de la constitución de la mesa, un negocio relacionado con la automoción sería "lo mejor". Desde CCOO defendieron que desde los trabajadores tenían asunmido que podría tratarse de sectores afines –o no tan afines– y ya se especulaba con una posible reconversión en baterías. 

Otro posible aspirante

No solamente LG podría estar interesada en adquirir Nissan. Silence, el fabricante de las motos eléctricas de Seat, ha preparado su entrada al mercado de cuatro ruedas. Esta start-up catalana de producción de motocicletas cero emisiones ha entrado en el escenario con más fuerza, pues las produce para Acciona, que posee una de las plataformas de motos compartidas más utilizadas de España, y para Seat. 

La intención del fabricante es lanzar un vehículo biplaza similar al Renault Twizy para ampliar su mercado dentro del sector de la movilidad sostenible. Y tras conocer el adiós de Nissan, fuentes del sector explicaron –tal y como publicó Economía Digital– que Silence ya se postula para ocupar parte de las instalaciones de la Zona Franca para arrancar con la producción del automóvil.

Silence fabrica sus motos en Molins de Rei (Barcelona) y ha inaugurado nuevas instalaciones en Sant Boi (Barcelona) pero necesita más espacio para producir el coche. No ocuparía toda la fábrica de Nissan, que cerrará en diciembre aunque luego tendrá que ser desmantelada, pero sí es un proyecto que cumple con los deseos de las administraciones: que se dedique a la movilidad eléctrica. Además, tiene el plus que sería una empresa local.

Hemeroteca

Nissan
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad