Personal sanitario del Hospital Germans Trias i Pujol (Can Ruti) de Badalona observan las labores de desinfección que la Unidad Militar de Emergencias (UME) realizó la semana pasada en este centro. /EFE/ Quique García

"Habrá que contar en la mortalidad a otros enfermos que llegan tarde"

stop

Una doctora de Can Ruti explica las crudas consecuencias de aquellos enfermos sin coronavirus que no se atreven a pisar el hospital por miedo al contagio

Josep Maria Casas

Economía Digital

Personal sanitario del Hospital Germans Trias i Pujol (Can Ruti) de Badalona observan las labores de desinfección que la Unidad Militar de Emergencias (UME) realizó la semana pasada en este centro. /EFE/ Quique García

Barcelona, 01 de abril de 2020 (18:28 CET)

María Luisa Cámara, cirujana cardiovascular del Hospital de Can Ruti, en Badalona, advierte que los pacientes infartados, oncológicos o con otras dolencias graves están llegando muy tarde a los tratamientos que les pueden salvar la vida. No se atreven a poner los pies en los hospitales que se han llenado hasta los topes de enfermos de coronavirus. Además, ahora tampoco se les pueden destinar todos los recursos necesarios. Esta situación disparará la mortalidad de los que sufren cáncer o problemas de corazón.

Esta doctora advierte de la falta de equipos de protección individual para los profesionales sanitarios, pero, especialmente, de la escasez de determinados medicamentos. Asegura que “lo más preocupante” en estos momentos es la falta de sedantes. Suplica una solución inmediata.

La doctora Cámara repasa, a continuación, los cambios que ha sufrido el hospital y el tratamiento a los enfermos a raíz de la pandemia de coronavirus.

Un hospital de covid / “Cuando entras en Can Ruti tienes una sensación de soledad, de tristeza, de vacío. Están vacíos los pasillos, los ascensores, las consultas, el comedor. Pero cuando entras en las UCI, en las unidades de intensivos, en las plantas,… todo el hospital es covid. Esta realidad está de puertas para adentro. Como el bicho es tan agresivo, la gente no pasea. Da la sensación engañosa de que el hospital está vacío”.

Lo otros enfermos / “No se está operando. Los enfermos que no son de covid están llegando tarde. Dentro de poco, en la mortalidad habrá que contar también estos pacientes [oncológicos, infartados, con ictus,…] que no se están operando, porque no hay quirófanos, ni respiradores, ni sitio para ponerlos”.

“La unidad de coronaria sigue abierta y, por cierto, libre de covid. Pero los enfermos [del corazón] llegan tarde. No quieren venir al hospital. No se sigue el ‘código infarto’. Cuando vienen ya se encuentran en una situación lamentable. No es que no se les atienda. Es que ellos no vienen. Tienen miedo. Tenemos enfermos pendientes de visitas. Los llamamos para ver cómo están. Estos enfermos lógicamente empeorarán y acabarán viniendo a urgencias con un resultado peor de si hubieran venido hace dos meses”.

“Además, estás exponiendo a estos pacientes cuando están en una planta porque al lado pueden tener un covid aunque intentes evitarlo por todos los medios. Es imposible aislarlos”.

“La excelencia y la calidad asistencial está bajo mínimos con las otras patologías: cánceres, cardiacos, etc. Es inevitable”.

Más UCI / “En Can Ruti vamos abriendo nuevas UCI. Incluso se ha instalado una nueva UCI en tiempo récord en la biblioteca. Se han quitado los libros y se han puesto los equipos. El problema no es el espacio, son los respiradores. Estamos probando ‘los de la SEAT’ [imprimidos en 3D]. Como casi no se está operando, los oftalmólogos, los otorrinos, los urólogos, todo el mundo está ayudando en las UCI. Todo el mundo está implicado. El hospital está volcado al 100% en el covid”.

Miedo / “Hay miedo en el personal sanitario a infectar a sus familias. Yo no viví la guerra, ni la postguerra, pero esta es una situación de guerra. Nos estamos cargando a nuestros padres, que son los que están muriendo”.

Falta de sedantes / “Lo más preocupante es la falta de medicamentos. Están cambiando los protocolos de tratamiento continuamente. No por culpa de nadie sino porque es una situación nueva. Antes lo importante eran los retrovirales, ahora la hidroxicloroquina. Lo que faltan son sedantes. No sé a que esperan. Las farmacias militares se están moviendo para hacer genéricos. Desconozco como están en Cataluña, si están poniendo a las farmacéuticas a hacer genéricos. Se tienen que poner las pilas de una vez”.

Material de protección/ “A las UCI llega material, pero en las plantas hay problemas. Urgencias es la trinchera y, a veces, tienen que hacer maravillas para protegerse. Estamos muy lejos de los medios de Corea”.

“Se están poniendo a enfermeras con mascarillas quirúrgicas a sacar pruebas a los pacientes. No deberían llevar este tipo de mascarillas. Ahora se están esterilizando equipos. Se desconoce como afecta la esterilización al plástico. Se ponen una bata encima de otra”.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad