Pedro Sánchez durante una rueda de prensa en la Cumbra del Clima, el 2 de diciembre de 2019 en Madrid. Foto: EFE/Zipi

Sánchez pide el apoyo de PP y Cs antes de verse con ERC

stop

El presidente en funciones afirma que "nadie" le pide a Pablo Casado que "deje de ser alternativa", como asegura el líder del PP

Barcelona, 02 de diciembre de 2019 (18:26 CET)

El PSOE se reunirá este martes con Junts per Catalunya (JxCat) y Esquerra Republicana (ERC) para retomar las negociaciones de cara a la investidura de Pedro Sánchez. Pero, en un movimiento sorpresa, este lunes el presidente del Gobierno en funciones ha hecho un último guiño al Partido Popular y a Ciudadanos, al apelar a la "responsabilidad" del resto de las formaciones políticas para lograr el desbloqueo de la situación política.

Después de que el líder del PP, Pablo Casado, asegurase por la mañana que los socialistas quieren hacer desaparecer a su partido como alternativa, Sánchez ha respondido que "nadie le pide que deje de ser alternativa". Son declaraciones de peso en el contexto de las últimas exigencias públicas de ERC, que ha rechazado negociar competencias y ha situado el conflicto político en "la capacidad de Cataluña de decidir su propio futuro".

No obstante, Casado ha trasladado este lunes a los diputados y senadores electos del PP que "España lo que necesita hoy de nosotros es que sigamos en nuestro sitio", pidiendo que se mantengan "firmes" contra el PSOE. También es cierto que este lunes también ha habido una nueva voz popular que ha pedido a Casado facilitar la investidura de Sánchez: la expresidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre.

Sánchez reconoce que la investidura puede retrasarse a enero

Sánchez, por su parte, ha insistido en que "España necesita un Gobierno ya", por lo que ha pedido también la "generosidad" de los otros países. "Lo que no puede haber y no habrá serán terceras elecciones", ha añadido el líder socialista en una rueda de prensa junto al secretario general de la ONU, Antonio Guterres, durante la jornada inaugural de la Cumbre del Clima que se celebra en Madrid.

Estas declaraciones también tienen lugar después de que la portavoz de Cs en el Congreso y previsible líder de la formación naranja, Inés Arrimadas, pidiera a Sánchez una reunión con él y Casado para explorar un acuerdo parlamentario "moderado y constitucionalista". Desde la Moncloa han confirmado la disposición de Sánchez a reunirse con Arrimadas, pero no han dicho palabra sobre Casado.

Desde luego también trasciende este gesto de Sánchez después de que muchas figuras históricas del PSOE le recomendaron contemplar un pacto con el PP antes que condicionar el Gobierno a una abstención de ERC. partido que por su parte ha dejado claro que no tiene prisas para negociar la investidura, a diferencia de los socialistas, que hasta ahora no han querido siquiera aceptar la posibilidad de que la votación sea en enero.

Sin embargo, Sánchez ha admitido este lunes esa posibilidad. reconociendo que la investidura podría demorarse a enero. "El 12 de diciembre, el 20, el 8 de enero... no lo sé", ha indicado sobre la fecha de la votación, toda vez que desde el PSOE y sus socios de Unidas Podemos se ha transmitido el anhelo de que España tenga finalmente Gobierno antes de Navidad.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad