iPhone SE 2020 (izq.) y iPhone 11 Pro. Foto: Daniel Romero
stop

Uno de cada cuatro compradores del iPhone más asequible —el iPhone SE 2020— venía de un móvil Android; y uno de cada tres de un iPhone anterior, descatalogado

Madrid, 21 de julio de 2020 (10:02 CET)

El iPhone SE 2020 anunció de forma discreta el pasado mes de abril y ha acabado convirtiéndose en el salvador de las cuentas de Apple en el segundo trimestre del año, según datos de Counterpoint Research.

Con un precio desde 489 € el iPhone SE 2020 es el iPhone más asequible de los últimos años y, a pesar de su diseño clásico hasta los obsoleto, ha resultado ser un modelo especialmente acertado en el contexto de 2020: "representó el 19% de las ventas de Apple en los EE.UU., casi una quinta parte del total del [segundo] trimestre," dicen en Slash Gear que añade que "incluso a Apple le ha sorprendido la recepción extremadamente buena de su iPhone asequible."

En EE.UU. Apple ha experimentado un batacazo del 23% respecto al año anterior, debido al cierre masivo de tiendas debido a la pandemia del Covid-19 y a las consecuencias económica que ha supuesto para millones de estadounidenses.

7182PgmWlFL. AC SL1500
iPhone SE 2020 (nuevo), a la venta en Amazon por 489 euros.


"Teniendo en cuenta la situación global, un iPhone asequible que puede prestar servicio durante años es una tentación para consumidores a quienes no les importa ni su diseño más antiguo ni su pequeña pantalla," dicen en referencia a que el iPhone SE tiene garantizados años de actualizaciones de iOS —utiliza el mismo procesador que el iPhone 11 actual—, a que su diseño es el que estrenó el iPhone 8 en 2017 y su pantalla es de "solo" 4,7 pulgadas.

Atractivo para usuarios de iPhone antiguos... y de móviles Android

El iPhone SE, además de frenar la caída en las ventas de Apple, se ha apuntado dos logros que cualquier marca quieres siempre para sí: fidelizar a compradores que se han actualizados desde modelos anteriores —el 30% de los compradores del iPhone SE tenían un iPhone 6S o anterior— y atraer a compradores de la competencia —el 26% de los compradores del iPhone SE vienen de un móvil Android— según datos de la firma de análisis de mercado Counterpoint Research.

Aun así el iPhone 11 y sus variantes (Pro y Pro Max) siguió representando el 65% de las ventas de iPhone, según Consumer Intelligence Research Partners entre abril y junio, mientras que se reduce la venta de los iPhone XR. Esto es buena señal según los analistas, que interpretan que el iPhone SE ha ocupado el espacio de modelos anteriores que habían bajado de precio (XR, iPhone 7 y 8, XS...) sin canibalizar las ventas ni del iPhone 11 ni, previsiblemente, del nuevo iPhone 12.

Fotografía: Apple en Amazon

VER OFERTA (iPhone 11 por 759 euros)