La sede de Spotify en Estocolmo, Suecia. Foto: Spotify
stop

La plataforma de "streaming" está en conversaciones para adquirir una productora de podcasts e intentar vencer a Apple como mayor distribuidor del mundo

Barcelona, 03 de febrero de 2019 (18:26 CET)

Apple es el mayor distribuidor de podcasts en el mundo. Su plataforma tiene más de medio millón de shows activos y más de 18,5 millones de episodios disponibles para bajar o escuchar por stream. El iPhone trae por defecto una app de podcasts que se beneficia de esta colección, y la tienda iTunes fue una de las primeras en respaldar el formato, tan temprano como 2005.

La extensión virtual de los programas de radio no es cosa nueva, sino que ha acompañado el paso del siglo XXI. La popularidad masiva del formato podcast sí que es reciente; en Estados Unidos, solo el 10% había escuchado un podcast en 2006, frente al 44% en 2018. En los últimos cinco años la diferencia aumentó casi en un 20%, pues en 2013 era del 26%.

Naturalmente, Apple ha sido la mayor beneficiada. No en vano la tecnológica celebró la descarga o stream de un podcast número 50.000 millones en marzo de 2018, y recordó que un año antes solo se habían descargado o escuchado 13.700 millones de podcasts en su plataforma. Es decir, que en el último ejercicio más que triplicó la estadística.

Este repentino interés por el podcast −acentuado en EEUU pero con repercusiones en el resto del mundo occidental− es con el que quiere capitalizar Spotify, dispuesta a desafiar el liderazgo de Apple como distribuidor del formato. La plataforma de "streaming" quiere hacerse más competitiva en este sector y para ello se plantea hacerse con una red de podcasts.

Spotify alista la billetera para comprar una productora de podcasts

Spotify ya distribuye cierta oferta de este formato en su plataforma, que empezó siendo exclusivamente de música pero que ahora incluso tiene una sección solo de podcasts en su app. En el evento de tecnología Consumer Electronics Show, celebrado en enero en Las Vegas, la empresa confirmó sus planes para expandir su músculo en este segmento.

"Cuando empezamos con los podcasts nos dimos cuenta de algo. Somos una gran plataforma de audio, y queremos enfocarnos en ofrecer la mejor experiencia de audio. Y vimos que el podcast es un gran complemento para nuestro servicio de música", comentó en el evento el director de estudios y vídeo de Spotify, Courtney Holt.

Los datos de su apuesta por el podcast ayudaron a la tecnológica con sede en Suecia a darse cuenta de que "las personas que consumen podcasts en Spotify están consumiendo más de Spotify, incluyendo música", dijo Holt. Sobre el liderazgo de Apple, dijo: "La compañía de Tim Cook no parece dedicar mucho tiempo o energía a los podcasts".

A estas declaraciones se suman ahora los rumores de que Spotify está en conversaciones para hacerse con Gimlet Media, una empresa estadounidense que tiene una sólida red de podcasts en la que se incluyen algunos populares nombres de la industria, como Reply All y Crimetown. Recode informó de que la compra podría ascender en torno a los 200 millones de dólares.

De confirmarse, se trataría de la primera adquisición de una compañía de contenido por parte de Spotify, y en una de las transacciones más elevadas en el mundo del podcast, siendo otro ejemplo la compra de iHeartMedia por 55 millones de dólares en 2018. También, claro, serviría para ampliar la oferta de podcasts a sus 200 millones de usuarios.

Gimlet, la compañía que Spotify quiere comprar, también está involucrándose en televisión, puesto que su podcast Homecoming dará el salto a la pantalla de Amazon Prime con la actuación de Julia Roberts.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad