El PPCV convierte la vivienda en un asunto social en vez de económico y propone progresividad en el impuesto

Mazón bajará del 10% al 6% el impuesto de transmisiones patrimoniales en las viviendas de menos de 250.000 euros

Carlos Mazón, presidente del PPCV, en la rueda de prensa celebrada esta mañana.

El presidente del Partido Popular de la Comunitat Valenciana, Carlos Mazón, ha presentado su propuesta de vivienda que parte de un cambio conceptual. En vez de politica económica, la vivienda la pasa a considerar un asunto social, lo que implica una progresividad en los impuestos de la vivienda.

La propuesta consiste en convertir el impuesto de transmisiones, fijado en el 10%, en un tributo progresivo que baja al 9% para las viviendas de más de 600.000 euros, al 8% a las que están entre 250.000 y 600.000 y al 6% las que tengan un precio menor a 250.000 euros . Además, se compromete a crear un tipo del 3% para menores de 35 años, familias numerosas, personas con discapacidad, familias vulnerables, víctimas de violencia de género, municipios en riesgo de desplobación y rentas familiaras inferiores a 30.000 euros.

Mazón ha asegurado que, tras debatirlo con el sector de la promoción de viviendas, un incremento del módulo de VPO desde los 1.800 euros hasta la horiquilla de 2.000 o 2.200 euros permitiría la construcción de 10.000 viviendas de protección oficial mientras contempla implicar al IVF para que avale hasta el 100% del coste de la vivienda en los casos de jóvenes de hasta 35 años.

La progresividad del impuesto de la vivienda es una cuestión inédita en España mientras que la línea de avales ya tiene respaldo de las entidades financieras en la región de Murcia, según ha asegurado Carlos Mazón.

Palacetes en vez de ayudas a las personas

La crítica política llegó con la comparación entre los resultados de las políticas de Ximo Puig y los actos, como la compra del emblemático edificio de Correos en la plaza del Ayuntamiento con fondos destinados por colegios y vivienda. Mazón apuntó que el Gobierno de Puig “está más preocupado por los despachos que por la vivienda y de hecho la inversión más importante que ha hecho ha sido el nuevo palacete del conseller de Vivienda”, ha señalado. Así, ha recriminado que “el Gobierno más caro de la historia de la Comunitat está más preocupado por los palacetes y por los despachos que por las necesidades de los ciudadanos”.

Respecto a los datos, el presidente del PPCV asegura que Ximo Puig demuestra «su incompetencia al resolver
favorablemente solo el 15% de las solicitudes de ayudas de alquiler del Bono Joven en 2022, lo que significa que ha dejado fuera el 85% de las peticiones. 20.000 personas se han quedado fuera”.

Así, ha tachado de “incomprensible” que con los precios de los alquileres disparados un 28% respecto de 2021, “las resoluciones salgan con cuentagotas”. “Colapso, incapacidad e ineficiencia se han impuesto en la Generalitat. Hay una falta de gestión y el mínimo nivel de resultados. Hablamos de vivienda, pero podría extenderse a otros temas”, ha manifestado. “Si eres joven y necesitas ayuda no la esperes de Sánchez ni de Puig, porque no te van a pagar y te van a dejar fuera”, ha indicado.

Respecto al agua, Mazón ha confirmado que estará el próximo martes, 24 de enero en la concentración contra el recorte del trasvase del agua del Tajo al Segura en Moncloa. El presidente del PPCV ha señalado que “el engaño y el silencio de Puig con el agua le desacreditan para hablar de diálogo, de Agua para siempre o de poner encima de la mesa más excusas. El engaño fue vendernos que tenía un gran acuerdo porque no había nada atado, no había influencia y no ha conseguido nada”.»

Ahora en portada