Juan Roig, presidente de Mercadona, ante la sección de Listo para Comer de uno de sus supermercados

Mercadona: ¿sube los precios o son casos aislados?

stop

Clientes de Mercadona se quejan de la subida del precio de productos como la leche y las croquetas e incluso de que todo es más caro desde el coronavirus

Madrid, 08 de julio de 2020 (07:35 CET)

Mercadona presume de tener siempre los precios más ajustados y, de hecho, eso y su surtido le han convertido en líder, siendo el supermercado favorito de uno de cada cuatro españoles sin necesidad de ofertas, descuentos ni tarjetas de fidelización. ¿Pero está subiendo precios Mercadona? Cada vez más clientes tienen la sensación de que es así y, aunque no es la primera vez durante la pandemia, en los últimos días, la cadena valenciana ha tenido que salir al paso de multiples quejas.

El estado de alarma y el confinamiento por el coronavirus no paró las ventas de los supermercados. De hecho, las incrementó, sobre todo al inicio de la pandemia, en marzo, porque muchos españoles hicieron acopio de productos como el papel higiénico. Pese a ello, Mercadona y otras cadenas de distribución aseguran que la crisis sanitaria les ha costado dinero porque han tenido que tomar medidas de seguridad e higiene complementarias y, además, han pagado pluses a su plantilla por el riesgo.

El incremento de ventas, añaden, no ha cubierto la subida de gastos. La pregunta que muchos se hacen es si lo están intentando compensar con una subida de precios generalizada. Varios clientes han preguntado en los últimos días a Mercadona por ello, tanto con respecto a casos concretos como criticando que la cesta de la compra se les ha encarecido mucho en los últimos tiempos.

A través de las redes sociales, las críticas a las marcas son habituales y Mercadona no solo no está exenta de ello sino que, por su popularidad y porque es muy activa en redes, no para de recibir mensajes. Muchos de ellos hacen referencia a los precios y los que se recogen aquí, varios con la prueba de que el producto es más caro ahora, son solo una muestra.

Los precios de Mercadona tras el confinamiento

Una clienta escribe a Mercadona a través de Twitter y asegura que ha subido “bastante” los precios desde el confinamiento, hasta el punto que se plantea comprar en otros supermercados, como los alemanes Lidl y Aldi, conocidos por sus precios bajos.

Mercadona no suele dejar mensajes por responder y así dio respuesta a esta clienta, asegurando que no están subiendo los precios: “Estamos muy comprometidos con la situación actual y, por ello, seguimos trabajando aún más para ofrecer a nuestros clientes la mejor calidad al precio más bajo”. Como la tuitera no habla de productos concretos, le pregunta de cuáles se trata para poder dilucidar qué ha pasado.

Otra clienta es más crítica con el encarecimiento que percibe en los supermercados de Juan Roig y lo vincula con el coronavirus: “Señor y dueño de Mercadona ¿no ha tenido suficiente con todo lo que ha ganado durante el confinamiento y cuarentena, que ahora en esta nueva "normalidad" le sube los precios a la mayoría de sus productos?”. La respuesta no se hizo esperar: “Tratamos de ofrecer la mejor calidad al precio más ajustado”.

Refrescos, croquetas y calamares suben en Mercadona

Otros clientes que han mostrado su malestar por las subidas de precio de Mercadona son más precisos y hablan de productos concretos. Es cierto que es lógico que los productos cambien de precio, y nadie se queja porque lo que compra sea de repente más barato, pero algunos de estos encarecimientos son llamativos porque son proporcionalmente altos.

Este es el caso del refresco Monster. Un usuario de Twitter denuncia que la lata de medio litro ha subido de 1,07 euros a 1,42 euros en una semana, lo que supone una subida del precio del 33%. Para hacernos una idea, es como si el piso que vamos a comprar pasara de costar 300.000 euros a 400.000 de golpe.

Otra subida de precio que parece pequeña pero en realidad no lo es la de las croquetas en el listo para llevar. Una clienta denuncia que antes del confinamiento valían 50 céntimos y ahora, 70 céntimos, lo que supone que ahora son un 40% más caras. Los 20 céntimos de diferencia parecen poca cosa pero si el volumen de ventas es alto, la ganancia es importante. La clienta también se queja del tamaño de las croquetas.

La bandeja de calamares ha sufrido la misma subida de precio, del 40%, según la queja de otra clienta de Mercadona en Twitter. No aporta pruebas pero la cadena de supermercados española, en su respuesta, no niega el encarecimiento, solo asegura que buscan el mejor producto al mejor precio y lo trasladan al cliente.

Otra clienta pregunta por los pistachos, de forma todavía menos concreta, pues ni incluye el precio ni la subida, sólo pregunta “por qué son tan caros”. La respuesta de Mercadona es la misma y añade que pasarán nota a los responsables del producto para que lo revisen.

La leche Hacendado, con nuevo proveedor pero más cara

Igual que los precios se mueven, los productos en Mercadona también sufren cambios. Pueden ser de formato, de fabricante y proveedor o incluso se retiran algunos y se incorporan otros nuevos en función de la demanda. Uno que está sufriendo cambios es la leche fresca Hacendado.

Un usuario de Twitter pregunta a la cadena de supermercados de Juan Roig acerca de este cambio de proveedor y envase, pues ha supuesto una subida del precio. “Cambiais el formato y proveedor de la leche fresca y aprovecháis para subir 10 céntimos, de 0,80 a 0,90 euros, subida del 12,5%”, denuncia este cliente, que aporta dos capturas de pantalla para demostrar el encarecimiento.

Mercadona defiende el cambio de formato para ofrecer “un envase 100% reciclable con el que garantizamos seguridad alimentaria y calidad, de manera que mejoramos la sostenibilidad y facilitamos el reciclaje”. Respecto al precio, usa la respuesta estándar: “Nos esforzamos en ofrecer el producto con la mejor calidad al precio más bajo”.

Errores en las etiquetas

Otros problemas con los precios que suelen suceder cuando una empresa cuenta con más de 1.600 supermercados y vende productos por valor de 25.500 millones de euros al año, como es el caso de Mercadona, es que haya errores con algunos etiquetados. El resultado es que el cliente, si no se da cuenta, termina pagando de más, por lo que también generan cabreos.

Una usuaria de Twitter indignada muestra el precio rebajado de unas patas con fecha de consumo propio y como en el tiquet de caja se lo han cobrado incluso por encima del precio normal. En este caso, de 1,52 a 1,98 euros.

La clienta no ve un error sino una posible estafa de Mercadona “aprovechando la Covid-19, si todos nos callamos, ellos ganan” y menciona a la oficina de atención al consumidor del Gobierno. La empresa se disculpa y le sugiere que acuda al supermercado en el que compró el producto.


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad