Tobias Martínez y Franco Bernabè, consejero delegado y presidente de Cellnex, durante la junta de accionistas de 2020 de la compañía

El fondo estadounidense GQG Partners aflora el 3,2% de Cellnex

stop

La firma de inversión con sede en Florida declara este miércoles a la CNMV que atesora 830 millones en títulos de la cotizada española

Cristian Reche

Economía Digital

Tobias Martínez y Franco Bernabè, consejero delegado y presidente de Cellnex, durante la junta de accionistas de 2020 de la compañía

Madrid, 14 de octubre de 2020 (13:38 CET)

Cellnex sigue atrayendo a distintas firmas de inversión a su capital. El último accionista en irrumpir ha sido el fondo estadounidense GQG Partners, que se suma a los distintos inversores internacionales que han apostado por la compañía en los últimos años.

Esta boutique con sede en la ciudad de Fort Lauderdale, en Florida, atesora 830 millones en títulos de la compañía a precio de mercado, o lo que es lo mismo, el 3,2% de la cotizada española. Se trata de una compañía acostumbrada a invertir en acciones de mercados globales y a hacerlo en momentos de crisis, como el mismo fundador de la compañía, Rajiv Jain, reconocía en abril en una entrevista en Financial Times.

GQG (abreviatura de Global Quality Growth) ya era accionista de Cellnex pero su última compra de títulos le ha obligado a comunicar a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que ha superado el umbral del 3% en la compañía de telecomunicaciones.

Hasta entonces, la firma norteamericana era un inversor invisible a ojos del regulador bursátil, aunque en sus reportes trimestrales [como este] reconocía su inversión en la firma española.

En dicha documentación, GQG daba algunas razones sobre por qué tenía interés en la compañía: una oferta de servicios que se traduce en una fuente de ingresos diversificada, la tendencia del mercado a un aumento de la demanda de torres de telefonía móvil y la sólida cartera de adquisiciones de torres que ha construido la compañía en los últimos años.

Ahora, GQG Partners se convierte en uno de los accionistas más relevantes de la compañía. No obstante, sigue por detrás de otros como el fondo soberano noruego Norges Bank, el de Singapur o el de Abu Dhabi, así como también del holding Edizione, propiedad de la familia italiana Benetton.

GQG Partners sigue por detrás de los Benetton y el fondo soberano Norges como accionista significativo

La inversión de GQG llega pocos después de que el banco de inversión Barclays actualizara sus perspectivas sobre Cellnex debido a la ampliación de capital.

El banco británico amplió su precio objetivo a 2021 y consideró que Cellnex comenzará a ejecutar en breve su cartera de fusiones y adquisiciones, con un valor empresarial de 11.000 millones de euros. Unas operaciones que, en opinión de Barclays, debería dar lugar a un incremento del flujo de caja libre.

Hemeroteca

Cellnex
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad