El Santander pierde 8.771 millones en 2020 por el saneamiento de sus filiales

El deterioro del fondo de comercio en Reino Unido, Estados Unidos y Polonia hace un agujero de 12.600 millones al banco que preside Ana Botín

La presidenta de Banco Santander, Ana Botín. EFE

Banco Santander cerró 2020 con unas pérdidas históricas de 8.771 millones de euros, cifra que contrasta con los 6.515 millones que ganó en 2019. El incremento de provisiones por la crisis de la Covid-19 y especialmente el saneamiento de algunas filiales en el extranjero es lo que explica los números rojos.

El banco que preside Ana Botín sufrió por un lado el deterior del negocio por la pandemia, que redujo un 10% sus márgenes, y tuvo que incrementar un 31% las dotaciones, hasta los 12.173 millones. Pero el gran causante de las pérdidas fueron los 12.600 millones destinados a actualizar el fondo de comercio y los DTA.

En el segundo trimestre, como ha venido reflejando en sus resultados desde junio, el Santander llevó a cabo un deterior del fondo de comercio de sus “inversiones históricas”, así como de los activos fiscales diferidos. En concreto, en Reino Unido, Estados Unidos y Polonia. En los últimos tres meses del año, se cargaron 1.146 millones más de extraordinarios por costes de reestructuración.

El margen bruto de la entidad en 2020 se situó en 44.600 millones, un 10% menos, pero también redujo en el mismo porcentaje los costes de explotación, hasta los 20.967 millones. Así, el margen neto cayo ese 10%, hasta los 23.633 millones.

José Antonio Álvarez, consejero delegado de Banco Santander. EFE

Sin embargo, un incremento de 2.852 millones en las dotaciones, hasta 12.173 millones, provocaron un descenso del 35% del beneficio antes de impuestos, hasta los 9.674 millones. La actualización del fondo de comerció derivó en las pérdidas de 8.771 millones, pero el Santander destacó que el beneficio ordinario fue de 5.081 millones, un 38%.

Pese al impacto de la pandemia, el Santander rebajó su ratio de morosidad en 2020, desde el 3,32% al 3,21%, aunque subió en el último trimestre. La cobertura se incrementó en ocho puntos, hasta el 76%. La causa de esta mejora de la ratio son las medidas de ayuda a empresas y familias, como los ICO, moratorias y ERTEs.

España, el peor mercado para el Santander

De los principales mercados en los que opera el Santander, el nacional fue el que presentó peores cifras. El beneficio ordinario en España fue de 517 millones, un 67% menos, por el incremento de las dotaciones. En Reino Unido la caída fue del 50%, hasta los 230 millones, mientras que en toda la región de Europa, las ganancias ascendieron a 2.656 millones, un 45% menos.

En Norteamérica, donde opera en Estados Unidos y México, el beneficio ordinario fue de 1.492 millones de euros, solo un 3% menos. En Sudamérica, cuyo principal mercado es Brasil, las ganancias fueron de 2.927 millones, un 4% menos. Solo en Brasil ganó 2.113 millones de euros.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.