Oughourlian ejecuta su primer recorte de plantilla con 30 salidas en ‘El País’ y ‘Cinco Días’ este enero

Algunas firmas históricas de estos diarios dejarán sus puestos este mes, el requisito para acogerse al plan era llevar 15 años trabajando en el medio

Joseph Oughourlian en una entrevista con Bloomberg. Fuente:Youtube

El presidente de Prisa, matriz de El País y Cinco Días, ha ejecutado su primer ajuste de plantilla desde que asumió el cargo en febrero del año pasado. En concreto, Joseph Oughourlian propuso a 54 periodistas de entre 58 y 65 años un plan de bajas incentivadas en el que el único requisito era llevar 15 años trabajando en estos diario.  

Los que cumplían con la edad y la antigüedad recibieron un correo electrónico el pasado mes de octubre donde se les indicaba que podían acogerse al plan de manera voluntaria. Los mismos tuvieron un mes para decidir si querían hacerlo, hasta finales de noviembre. Ya en diciembre se negoció de manera individual las condiciones de salida con cada uno de ellos.  

Desde el comité de empresa indican que al tratarse de negociaciones individuales no ha hecho falta su intervención. Al final, se marcharán una treintena de personas y la mayoría lo hará este mes de enero aunque habrá excepciones, revelan fuentes cercanas al medio. 

Así, se despedirán del periódico generalista y del económico algunas firmas históricas como Miguel Ángel Noceda, Iñigo de Barrón, Ángeles Gonzalo, Maite Nieto, Miquel Alberola, Emilio de Benito o Elena Ayala. Las salidas se producirán en todas las áreas: economía, nacional, cierre, fotografía, maquetación… En proporción, Cataluña será la más afectada con 5 bajas.  

En cuanto a las condiciones, Prisa ha propuesto pagar el 80% del salario bruto y la Seguridad Social hasta los 65 años. El objetivo de la empresa es rejuvenecer plantilla y ahorrar costes, añaden estas fuentes. Tras el ERE de 2012, solo una parte de la plantilla conservó su salario íntegro y precisamente estos son los que se prejubilarán ahora.  

La empresa ha comunicado que no habrá más salidas, aunque hay quien no descarta una segunda oleada más adelante ya que el grupo Prisa sigue registrando pérdidas, a cierre de septiembre (los últimos datos disponibles) ascendieron a casi 82 millones de euros.  

Oughourlia, que además de presidente es el principal accionista de la compañía a través del fondo Amber Capital, ha manifestado recientemente que cuando llegó al grupo, encontró una compañía “supermal gestionada, en manos de sus acreedores especialmente y de gente que no sabía de gestión”. El año pasado, la compañía decidió dividir en dos áreas al grupo, educación (Santillana) y medios (El País, Cadena SER, Cinco Días y As). 

En octubre, Vivendi dio un paso adelante para convertirse en el principal accionista de Prisa. La compañía francesa solicitó al Gobierno de España poder incrementar su participación en el grupo de comunicación desde el 9,9% hasta el 29,9%, lo que le permitiría superar al fondo Amber (29,8%) y situarse en primera posición.

El plan de bajas incentivadas del grupo Prisa se asemeja bastante al que ejecutó en diciembre de 2020 Atresmedia para trabajadores de Antena 3 y La Sexta. En su caso fue dirigido a mayores de 57 años y se acogieron unas 120 personas que dejaron su empleo con una retribución del 70% del salario bruto hasta la edad de jubilación.