Telefónica amplía su plan de bajas voluntarias hasta los 2.500 empleados

La dirección de la compañía presenta una nueva propuesta en la mesa de negociación, pero los sindicatos la tildan de "insuficiente"

El presidente de Telefónica, José María Álvarez-Pallete.

Telefónica amplia a 2.700 personas su plan de salidas voluntarias. En la imagen, el presidente de la compañía, José María Álvarez-Pallete. Foto de Archivo/ EFE

Telefónica ha decidido ampliar el volumen de la plantilla que podrá acogerse a su plan de bajas voluntarias. Las negociaciones con los sindicatos han desencadenado que el número máximo de empleados de mayor edad que saldrán de la compañía se haya incrementado hasta los 2.479 personas. Son 500 más que la propuesta presentada en la mesa de negociación del martes.

Este grupo de salidas deberá salir de una bolsa que reúne a un total de 4.535 trabajadores mayores de 54 años. La anterior oferta de compañía presidida por José María Álvarez-Pallete solo abarcaba a 3.261 empleados, pero se ha ampliado para dar cabida a todas las direcciones de la empresa, tal y como habían solicitado los representantes sindicales.

En todo caso, las salidas estarán condicionadas a las necesidades que presenta actualmente el sector. Telefónica dará prioridad a los perfiles profesionales que se espera que calcula que tendrán un excedente laboral en los próximos años, mientras que tratará de proteger aquellos empleados que considera como fundamentales para su estrategia de negocio, según han señalado UGT y CCOO en un comunicado conjunto.

La nueva propuesta ha establecido que 2.011 salidas corresponderán a puestos de trabajo que no se consideran prioritarios, lo que representa el 66% de la bolsa de candidatos de este colectivo. Mientras que 245 serán perfiles sin excedente (20%) y otros 214 corresponderán a diferentes mandos (100%).

La oferta mantendrá las mismas condiciones económicas presentadas en la mesa de negociación un día antes. Los trabajadores nacidos en 1967 podrán contar con hasta el 68% de su retribución, los de 1966 a 1964 dispondrán de un 63%, mientras que los de 1963 podrán disfrutar del 60% de su sueldo si se acogen al plan de bajas voluntarias.

Los sindicatos ve insuficiente la nueva propuesta de Telefónica

La medida no ha servido de momento para lograr un acuerdo en la mesa de negociación. La mejora de la propuesta sigue resultando “insuficiente” para los sindicatos que reclama algunos cambios, como que se respete al máximo la universalidad o un plan de rentas que sea homogéneo para todos los tramos de edad de los solicitantes.

Además, los representantes sindicales también han afeado la ausencia de más garantías de empleo, no movilidad o no segregación con la extensión de la vigencia del convenio colectivo. Algo que quieren incluir en la negociación del plan de bajas que negocia Telefónica desde principios de noviembre.

“Emplazamos a la empresa a presentar una nueva oferta que contemple todas estas reivindicaciones y sobre la que podamos seguir trabajando desde el diálogo social y la negociación colectiva”, han reafirmado UGT y CCOO.