La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante la junta general de accionistas del Banco Santander. /EFE

Banco Santander mueve ficha para acelerar el juicio contra Delforca

stop

El banco abre otra vía judicial contra Delforca, la antigua Gaesco Bolsa, y presenta una demanda incidental

Economía Digital

La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, durante la junta general de accionistas del Banco Santander. /EFE

Madrid, 02 de septiembre de 2019 (10:13 CET)

El enfrentamiento judicial entre Banco Santander y Delforca, la antigua Gaesco Bolsa, sigue estancado tras más de una década de conflicto. El banco ha presentado una demanda incidental contra Delforca en el proceso de reclamación de 66 millones, según figura en su último informe financiero. Esta demanda de interpone dentro del procedimiento que ya está en marcha, lo que supone abrir una nueva vía para tratar de desatascar el conflicto. 

Según adelanta este lunes El Confidencial, el banco que preside Ana Patricia Botín, siempre incluye el conflicto en sus informes financieros en el apartado de “litigios de naturaleza legal”. En este punto detalla que reclama 66 millones de euros y que Delforca y Mobiliaria Monesa han solicitado a la entidad cántabra la devolución de 56,8 millones que el Santander recibió al liquidar unos derivados, aunque la cantidad solicitada es más del doble.

Esta demanda se produce con el objetivo de acelerar, a través de otro procedimiento judicial, el enfrentamiento por el caso Colonial. Continúa la batalla por demostrar qué ocurrió en torno a la cotización de la Inmobiliaria Colonial y las ventas realizadas por Banco Santander, a las que siguieron la debacle de la antigua Gaesco Bolsa, firma ahora bautizada como Delforca, mientras que su matriz, el antiguo Gaesco Hólding, es ahora Mobiliaria Monesa.

El estallido del boom inmobiliario

Justo antes del estallido de la burbuja del ladrillo (2007), Santander y Gaesco pusieron a disposición del entonces presidente de Colonial, Luis Portillo, para que invirtiera más de 300 millones de euros en una ampliación de capital de la compañia. Sin embargo, cuando la acción se hundió, Santander reclamó a Gaesco y éste lo acusó de haber tumbado la cotización a propósito. 

Banco Santander ganó un laudo arbitral el año pasado, tal y como informó ‘Vozpópuli’, en su reclamación de 66 millones a Delforca. Era el segundo laudo que ganaba, ya que la antigua Gaesco consiguió que se declarara nulo el primero.

En el segundo laudo, Santander se encontró con que Delforca se había declarado en concurso de acreedores, pero el banco consiguió que la Audiencia Provincial de Barcelona revocara la decisión de suspender este arbitraje por el concurso. Sin embargo, meses después, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid suspendió la decisión del laudo al considerar que el “convenio arbitral no ha sido expresión de consentimiento válido”.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad