Asturias, Murcia y Cataluña es donde más hipotecas fijas se contratan

Los tres bancos que lideran la apuesta de las hipotecas a tipo fijo

stop

Asturias, Murcia y Cataluña son las comunidades autónomas en las que se contrata un mayor número de hipotecas a tipo fijo

Barcelona, 30 de noviembre de 2019 (12:13 CET)

La mayoría de las familias españolas (un 58,44%) a la hora de decidir el tipo de hipoteca este año han elegido una de interés variable, según indica el Colegio de Registradores de España. Sin embargo, hay varias comunidades autónomas en las que se valora mejor la estabilidad que ofrece una hipoteca a tipo fijo: Asturias, Murcia y Cataluña, seguidas de cerca por las Islas Baleares y, en menor medida, por la Comunidad Valenciana. Así lo señala el comparador financiero HelpMyCash.com.

En el mes de noviembre, destacan varios bancos por las propicias condiciones que ofrecen a sus clientes a la hora de contratar hipotecas. Desputan los préstamos de la banca online de Coinc, con un interés del 1,69%; los de Bankia, con un interés del 2%; y Openbank, con un interés del 1,75%, entre otros.

Los tipos fijos triunfan en Asturias

Es precisamente en Asturias donde la contratación de hipotecas fijas ha crecido más respecto al año pasado. El 49,74% de los préstamos hipotecarios que se firmaron en 2018 en esa comunidad tenían un interés constante, pero ese porcentaje ha aumentado hasta el 55,02% en los nueve primeros meses de 2019. Es especialmente destacable el dato del tercer trimestre (el último registrado), que refleja que el 68,17% de los contratos formalizados por los asturianos incluían un tipo fijo. 

Murcia y Cataluña, en cambio, son dos regiones en las que los intereses constantes llevan años siendo populares. En Murcia, de hecho, el porcentaje de hipotecas fijas contratadas respecto al total ha bajado del 54,15% registrado en 2018 al 53,76% inscrito en lo que va de año (55,44% en el tercer trimestre de 2019). En la comunidad catalana, en cambio, ha subido del 50,49% al 51,97% (53,15% entre julio y septiembre de 2019).

Fuera de este podio, en las Islas Baleares también se apuesta mayoritariamente por los tipos fijos (51,12% en los primeros tres trimestres de 2019), lo que supone un aumento de popularidad importante respecto al año pasado (47,63%). Cierra esta lista la Comunidad Valenciana, en la que el 49,65% de las hipotecas firmadas durante este año tienen un interés constante (48,24% en 2018).

La guerra de precios surge efecto

En el total del país, la firma de hipotecas a tipo fijo en los tres primeros trimestres de 2019 supone el 41,56% del total. En 2018, en cambio, ese porcentaje era del 39,53%, según el propio Colegio de Registradores. Esto, a juicio de los expertos hipotecarios de HelpMyCash.com, demuestra que la guerra de precios que ha librado la banca durante este año ha incentivado la contratación de estos productos, aunque quizás no tanto como querrían las entidades.

Desde el propio comparador aseguran que las hipotecas fijas se han abaratado en una media de 60 puntos básicos desde febrero de 2019, cuando los bancos empezaron a reducir los intereses de estos productos para incentivar su contratación y combatir así la bajada del euríbor. Gracias a esta guerra de precios, ahora es posible encontrar préstamos hipotecarios con tipos fijos nunca vistos en España, como los que ofrecen EVO Banco (1,55% a 30 años), BBVA, (1,70% a 30 años) o Coinc (1,79% a 30 años), entre otras entidades.

La mayoría de los españoles aún prefiere ligarse al euríbor

Sin embargo, las bajas cuotas de las hipotecas variables, cuyo interés es muy bajo a causa de la cotización negativa del euríbor (-0,304% en octubre de 2019), son un gancho que seduce a la mayor parte de los españoles que necesita financiar la compra de su vivienda. Así, según el Colegio de Registradores, un 58,44% de los que contrataron uno de estos préstamos se decidieron por un interés variable.

Desde HelpMyCash.com recuerdan, sin embargo, que esas bajas cuotas se podrían encarecer en el futuro si el euríbor sube en los próximos años. Por ello, a los que quieran hipotecarse les recomiendan tener eso presente antes de decidirse por un tipo fijo o uno variable.

En ese sentido, señalan que un interés constante puede ser más adecuado para aquellos con poca tolerancia al riesgo, mientras que ligarse al euríbor puede ser más conveniente para los que prefieran pagar poco a corto plazo y puedan asumir unas mensualidades más caras si este índice cotiza al alza.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad