Inditex prepara el cierre de más de 80 tiendas en España en seis meses

Massimo Dutti, Oysho, Bershka y Stradivarius serán las cadenas más afectadas en las "absorciones" de tiendas previstas por Inditex hasta el 30 de abril

Inditex prepara el cierre de más de 80 tiendas en España en seis meses

Inditex prepara el primer acelerón en la reestructuración de la red de tiendas que anunció en junio y que conllevará el cierre de locales antiguos para concentrar la superficie comercial en establecimientos más “grandes, ecoeficientes, digitalizados y sostenibles”. La compañía de Amancio Ortega sustituirá las tiendas más difíciles de adaptar tecnológicamente en un proceso acompasado con su transformación digital, en la que prevé invertir 2.700 millones hasta el cierre del ejercicio de 2022.

En la primera oleada de “absorciones” –como llama la multinacional a los cierres debido a que no conllevan necesariamente la pérdida de empleo ni de superficie comercial–, Inditex plantea bajar la persiana en 80 puntos de venta en España antes del 30 de abril del próximo año. En las negociaciones que ha mantenido en los últimos días con los sindicatos todavía no ha comunicado los locales afectados en Zara Home, Uterqüe y Kiddy’s Class, por lo que la cifra crecerá.

Los cierres, por cadenas

Por el momento, Massimo Dutti, Oysho y Bershka serían las cadenas más castigadas por los cierres en el mercado doméstico. El grupo textil plantea clausurar nueve Zara, nueve Lefties, 11 Stradivarius, 11 Bershka, siete Pull&Bear, 19 Massimo Dutti y 14 Oysho, según han explicado a este medio fuentes sindicales.

La compañía está negociando con los sindicatos las condiciones de los traslados de los cientos de trabajadoras afectadas por esta reestructuración, que acabará implicando el cierre de entre 250 y 300 tiendas españolas hasta 2022 y de entre 1.000 y 1.200 establecimientos en todo el mundo, según anunció en junio.

Otras 200 “absorciones” hasta enero de 2023

Para cumplir este objetivo, la segunda oleada de “absorciones”, hasta el 31 de enero de 2023, prevé bajar la persiana de otros 193 puntos de venta en España, sin contar todavía a Zara Home, Uterqüe y Kiddy’s Class.

El plan presentado por Inditex a los sindicatos prevé:

68 cierres de Zara y Lefties (18 antes del 30 de abril)

33 de Stradivarius (11 antes del 30 de abril)

21 en Bershka (11 antes del 30 de abril)

48 de Pull&Bear (7 antes del 30 de abril)

57 de Massimo Dutti (19 antes del 30 de abril)

46 de Oysho (14 antes del 30 de abril)

En conjunto, Zara, Massimo Dutti, Pull&Bear y Oysho serían las más afectadas. Sorprende el caso de la cadena de moda íntima de la multinacional, pues su red de establecimientos es sensiblemente más pequeña, 677, que el millar de puntos de venta que alcanzan Bershka o Stradivarius, o los más de 2.000 con los que cuenta Zara. También Masimo Dutti, una de las más afectadas, cuenta con una red más pequeña que Pull&Bear, Stradivarius o Bershka, con 754 tiendas a cierre del pasado ejercicio.

Las recolocaciones

La compañía que preside Pablo Isla se ha comprometido a ofrecer traslados a las trabajadoras afectadas en un radio de 25 kilómetros y, preferentemente, en la misma cadena en la que trabajaban. Si la empleada rechaza el cambio en sus condiciones de trabajo le será reconocido un despido improcedente.

Las condiciones en las que se producirán los traslados, las posibles compensaciones por el mayor gasto de transporte, los horarios y derechos de conciliación familiar o una posible disminución del número de cierres son algunos de los asuntos que Inditex negocia con los sindicatos.

El gigante textil, paradójicamente, prevé culminar la reestructuración de tiendas en 2023 con un incremento de la superficie de venta de su red de un 2,5%, a lo que contribuirá la apertura de 150 nuevos establecimientos al año.

Ahora en portada