El Banco de Alimentos socorre a más gente que en 2008

El Banco de los Alimentos registra el máximo pico en Barcelona desde que se tienen datos, superior incluso al de la crisis de 2008

La pobreza se acentúa como consecuencia de la crisis social y económica derivada de la pandemia del coronavirus. Solo en Barcelona, el Banco de los Alimentos ha registrado a cifra récord de 160.000 personas atendidas de media, frente a las 114.000 previas al estado de alarma. 

La entidad ha seguido trabajando pese a las restricciones, puesto que desde el pasado 14 de marzo se han repartido más de 4.298.061kg de comida. También, en colaboración con el World Central Kitchen, se han enviado más de 175.000 comidas preparadas desde el pasado 4 de abril. La acción se coordina con el Ayuntamiento de Barcelona, que ha habilitado varios puntos de reparto en la ciudad.

Los responsables del Banco de Alimentos han hecho público que la parálisis económica que ha provocado la pandemia derivado y el confinamiento que ha paralizado la actividad económica han abocado a decenas de miles de personas a pedir ayuda para cubrir una necesidad tan básica como llenar la nevera.

Campañas de abastecimiento

El Banc dels Aliments ha tenido que poner en marcha varias campañas para que la ciudadanía pueda colaborar de forma segura y eficiente en el aprovisionamiento continuo de alimentos a través de donaciones en línea. Entre ellas destacan la impulsada por CaixaBank y la Fundación Bancaria «la Caixa», bajo el lema Ningún hogar sin alimentos

No solo eso, en la campaña también participan cadenas como Lidl, BonÀrea, Caprabo o El Corte Inglés. Las compañías llevan a cabo recolectas virtuales alimentos, invitando a sus clientes a hacer una aportación económica o redondear el importe de su compra.

Sobre las medidas para paliar los efectos, los responsables del Banco de Alimentos aplauden la reciente aprobación de la renta mínima. Esta solución, llena de polémica pese a su finalidad social, está prevista que llegue a 850.000 hogares en situación de pobreza en toda España, y debería ayudar a que se reduzcan los alarmantes números de personas vulnerables. 

Avatar