La Xunta inicia la desescalada en las residencias y centros de discapacidad

Aumentan de una a tres las visitas semanales autorizadas con dos familiares de referencia en aquellos centros cuyos usuarios lleven diez o más días vacunados

La gente mayor es la más afectada por las muertes por coronavirus, con muchas víctimas en las residencias / EFE

La gente mayor es la más afectada por las muertes por coronavirus, con muchas víctimas en las residencias / EFE

Las nuevas normas anunciadas este lunes por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, relajan ligeramente las restricciones en las residencias de mayores y centros de discapacidad cuyos usuarios lleven diez o más días vacunados. Las visitas estaban restringidas a una por semana, y pasarán a tres con dos familiares de referencia en el caso de las residencias.

Los centros especiales para personas con discapacidad retomarán las salidas para retornar a sus domicilios durante los fines de semana. La campaña de vacunación de dos dosis ha finalizado recientemente en todas las residencias de tercera edad y centros de discapacidad, excepto aquellos con brotes recientes. «Galicia está avanzando en la medida de nuestras posibilidades, comenzando a recoger los frutos del esfuerzo» ha remarcado Feijóo, reconociendo que en estos colectivos «la gran mayoría ya están vacunados».

Es por ello que la desescalada en Galicia puede permitirse, según los expertos, aligerar las medidas restrictivas en los centros citados, que ejercen un mayor control sobre sus usuarios. Abandonan así estos centros el nivel máximo de alerta bajo el que estaban, cumpliendo las previsiones proyectadas durante los últimos días acerca de aumentar el régimen de visitas.

Feijóo pide prudencia

El presidente de la Xunta ha advertido que las nuevas medidas no tendrían modificaciones notables respecto a las últimas impuestas debido a que los datos son buenos pero «todavía no lo suficiente». Los ámbitos más polémicos, hostelería y reuniones con no convivientes, han quedado pospuestos para debatir la próxima semana.

«Manteniendo con carácter general las restricciones y dando con muchísima prudencia pequeños pasos hacia adelante, cada respiro es un avance gradual y medido. Apelamos siempre a la prudencia de los ciudadanos, pero ahora pedimos más si cabe», ha aseverado el presidente gallego.