Galicia descarta el uso de hospitales de campaña, aunque la presión se dispara en A Coruña y Ferrol

Sanidade reconoce la “tensión” en las áreas sanitarias de A Coruña y Ferrol, aunque descarta, en esta fase, poner en marcha los hospitales de campaña

Residencias

Un trabajador sanitario en el traslado de un usuario de una residencia de ancianos – Carlos Castro – Europa Press

El incremento de casos de Covid-19 en Galicia también se nota en la presión hospitalaria. La Consellería de Sanidade reconoce que las áreas sanitarias “más tensionadas” ahora mismo por esta cuestión son las de A Coruña y Ferrol. No obstante, asegura que el sistema sanitario gallego funciona como una “planta única” y aún tiene capacidad para asumir el incremento de hospitalizados. De momento, el Gobierno autonómico descarta la utilización de hospitales de campaña, que se pusieron en marcha en la primera ola de la pandemia, pero no llegaron a ser utilizados.

Así lo ha manifestado este lunes, a preguntas de los medios, el director xeral de Asistencia Sanitaria, Jorge Aboal, que ha reconocido que existe “preocupación” por la evolución asistencial de la tercera ola de la pandemia.

En concreto, como ya ocurre desde hace días, A Coruña y Ferrol son «las áreas sanitarias que están más tensionadas desde el punto de vista asistencial», aunque esta presión no se deja notar en urgencias, sino en la cifra de pacientes ingresados con respecto a su capacidad.

Reprogramaciones y traslados

En concreto, según los datos de la web del Sergas, el área de A Coruña tiene 194 pacientes ingresados, de los que 31 están en UCI, y la de Ferrol registra, 100, 11 en cuidados intensivos. De hecho, la presión en la UCI obligó a trasladar este domingo algunos pacientes de cuidados intensivos desde Ferrol a Lugo, y se han reprogramado intervenciones no urgentes en las dos áreas, así como en Santiago.

«La situación está siendo monitorizada de forma continua y las áreas sanitarias están llevando a cabo los planes de contingencia que se habían descrito relacionados con la posible previsión de una ola», explicó Aboal que, no obstante, ha destacado la «suerte» de que, al contrario de lo previsto, la gripe aún no ha hecho aparición en Galicia, con lo que la «demanda de cuadros respiratorios» se basa, sobre todo, en pacientes Covid.

Hospitales de campaña

Sobre la posibilidad del uso de hospitales de campaña, Aboal indicó que estos están incluidos “en la fase cuatro del plan de contingencia”, por lo que “habrá que superar aun la segunda y tercera fase para llegar a este escenario”.

La posibilidad de instalar estos centros «está en la cabeza» e incluida en los planes de contingencia ya desde la primera ola, «pero a su debido tiempo». «Esa planificación sigue ahí, están disponibles, y cuando lleguemos a la fase tres habrá que empezar a pensar en la fase cuatro», explicó.

No obstante, en la situación actual, ha dicho Aboal, el Sergas «tiene una gran capacidad de asumir» pacientes, dado que actúa como «planta única», esto es, supliendo las necesidades de un área con la disponibilidad de otra. «Estamos continuamente en contacto con el comité de expertos para no llegar ni siquiera a una tercera fase», expuso.