Calviño pasa examen ante Moscovici. EFE

Calviño dispara el gasto (y culpa a Rajoy)

stop

La ministra de Economía avanza que el Gobierno elevará el objetivo de déficit medio punto: al 2,7% del PIB en 2018 y al 1,8% en 2019

Barcelona, 12 de julio de 2018 (21:43 CET)

Cambio de planes en Economía. La ministra Natalia Calviño ha avanzado que el Gobierno elevará este año el objetivo de déficit hasta el 2,7% del PIB y al 1,8% en 2019, en ambos casos cinco décimas por encima de las metas fijadas por el Ejecutivo anterior.

Calviño adelantó ayer miércoles que no cumpliría con los planes marcados por sus predecesores y este jueves ha concretado su propuesta. Para protegerse, ha explicado que se ha analizado la senda anterior, que fijaba un objetivo del 2,2% este año y un 1,3% el que viene.

La titular de Economía ha arremetido contra el anterior Ejecutivo. Ha apuntado que las metas fijadas no eran "realistas" y que, de "no tomar medidas adicionales", el desvío presupuestario habría "obligado a hacer ajustes de gran magnitud".

Todo se resume, tal y como ha añadido, en efectos "tremendamente perjudiciales" para la recuperación económica. El año próximo se podrían perder "entre cuatro y cinco décimas" de crecimiento y "sufriría" la creación de empleo.

Calviño pasa examen ante Moscovici

Calviño explicó este jueves esta situación al comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici. Lo hizo, según traslador del ministerio, en una reunión "extremadamente constructiva" en la que le transmitió que la revisión en la senda de déficit "permite mantener los compromisos de estabilidad presupuestaria" en un "escenario realista" y "atender a la necesidad de crear empleo".

Sobre la respuesta del comisario, Calviño señaló que la opinión del Ejecutivo comunitario llegará cuando se presente el borrador de presupuesto para 2019 en otoño.

A partir de este nuevo objetivo dijo, el Gobierno avanzará en la preparación del techo de gasto para 2019 y, tras consultar al Consejo de Política Fiscal y Financiera, preparará los presupuestos para el año próximo.

Sobre el esfuerzo estructural -sin tener en cuenta el ciclo económico- que le exige la Comisión para 2019, que es del 0,65% del PIB, la ministra dijo que el Gobierno prevé beneficiarse de la flexibilidad que permiten las normas europeas y hacer en ese ejercicio un ajuste del 0,4%, unos 4.500 millones de euros.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad