Ernest Maragall es el candidato de ERC a la alcaldía de Barcelona. EFE
stop

Ernest Maragall ironiza sobre la apuesta de Puigdemont: "Ahora parece que la unidad estratégica de Cataluña sólo depende de lo que pasa en Barcelona"

Barcelona, 27 de enero de 2019 (14:46 CET)

La insistencia de Carles Puigdemont y de la propia Crida per la República para que Esquerra acceda a formar una sola lista de independentistas a la alcaldía de Barcelona comienza a provocar las burlas de los republicanos, que se ven obligados a rechazar esta propuesta casi a diario ante las continuas presiones.

El alcaldable de ERC, Ernest Maragall, descartó una vez más la lista unitaria este domingo y lo hizo con cierto sarcasmo. "Ahora parece que la unidad estratégica del país sólo depende de lo que pasa en Barcelona", ironizó Maragall, que cree que "la ciudad saldría perdiendo" con "la uniformidad".

Así despachó Maragall las últimas presiones de Puigdemont, la Crida y Quim Torra para forzar una lista unitaria. "No tenemos derecho a sustraer a los ciudadanos de Barcelona del derecho a elegir sobre qué entendemos por seguridad, por transporte público y por gestión económica y sobre la respuesta a dar al turismo y a la vivienda. Los ciudadanos deben conocer las diferentes propuestas y votar", agregó Maragall.

"A partir de aquí, (las fuerzas soberanistas) tenemos un inmenso terreno común por delante", dijo, aunque también se mostró dispuesto a buscar la unidad de acción tras los comicios.

La presión a ERC para apoyar la apuesta de Puigdemont

En sus declaraciones, Maragall cargó contra la propuesta de la unidad en Barcelona pero a su vez insta a Torra, a Puigdemont y a la consejera de Presidencia, Elsa Artadi, a buscar la unidad estratégica a nivel catalán entre todo el soberanismo, señalando que ERC estaría dispuesta a participar.

A falta de confirmación oficial, se da por hecho que Artadi hará tándem con Quim Forn, con la bendición de Puigdemont. Forn confirmó el miércoles pasado su intención de acudir a las elecciones locales, en una lista que negocian el Pdecat, JpC y la Crida, en la que Artadi sería la número dos y a la que el Pdecat dará su apoyo colocando como número tres a la ex consejera Neus Munté.

Un día después del anuncio, Forn se ofreció a renunciar a ser el alcaldable de la candidatura si con ello se puede conseguir pactar una candidatura conjunta en la que también se integre ERC. "La dispersión de candidaturas [independentistas] no es una buena noticia", comentó.

El entorno de Puigdemont, congregado el sábado en Barcelona en el marco del congreso constituyente de la Crida, insistió en su llamamiento a la unidad, "sin sectarismos ni exclusiones", en palabras del propio ex presidente catalán. Su sucesor, Torra, añadió: "Juntos, por favor. Juntos al juicio, juntos en el ayuntamiento de Barcelona".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad